Empresas

Los March vuelven a dar la espalda a Florentino Pérez y venden cerca de un 2% de ACS

Las operaciones confirman el movimiento de salida de Corporación Financiera Alba del grupo de construcción, que ya no se puede achacar a los planes de los March de participar en la OPV de AENA puesto que han quedado fuera de la operación. 

Florentino Pérez pierde la confianza de los March en ACS
Florentino Pérez pierde la confianza de los March en ACS

Los peores presagios del presidente de ACS, Florentino Pérez, se han reafirmado. Corporación Financiera Alba, el brazo inversor de la familia March y uno de los principales accionistas del grupo de construcción y servicios, ha vuelto a deshacer parte de su participación en la compañía en las últimas jornadas, con la venta de varios paquetes de acciones que suman cerca de un 2%.

Las operaciones de venta de acciones se han registrado en los primeros días del año, precisamente cuando los precios de los títulos de ACS volvieron a situarse por encima de la cota de 30 euros, lo que no sucedía desde comienzos del pasado mes de octubre.

En la segunda mitad de 2014, Corporación Financiera Alba detuvo la serie de ventas de acciones de ACS que estaba llevando a cabo en los meses anteriores, en los que se había deshecho de algo más del 8% del capital de la compañía.

Algunas fuentes del mercado relacionaron estas operaciones con la intención de la sociedad participada mayoritariamente por la familia March de participar en la salida a Bolsa de AENA, confirmada por la presentación en octubre de una oferta para formar parte del núcleo duro del gestor aeroportuario, que finalmente fue aceptada por el Ministerio de Fomento.

Sin embargo, Alba confirmó a finales de la pasada semana que no comprará acciones de AENA después de que Fomento y los bancos coordinadores de la operación decidiera elevar el rango de precios de la misma, lo que dejaba la oferta económica de los March por debajo de los precios que se barajan para su colocación definitiva.

Enfrentamiento con el presidente

La participación de Corporación Financiera Alba en ACS, que llegó a superar el 23% del capital, se redujo por debajo del 12% el pasado verano, con la venta de un paquete del 3,7%. La liquidación de una operación de derivados hizo que la participación volviera a elevarse hasta el 13,8%, porcentaje que ahora ha bajado tras las últimas ventas de títulos.

El enfrentamiento de los March con Florentino Pérez se agravó cuando ACS comenzó a abandonar sus posiciones en Iberdrola, operación que generó un notable agujero en las cuentas del grupo constructor y de servicios, cercano a los 2.000 millones de euros. El abordaje de la eléctrica que preside Ignacio Galán se convirtió en un empeño personal de Pérez cuya consecuencia económica fue padecida en sus cuentas por los accionistas de ACS.

Además de su gestión, Pérez también defendió el mantener el dividendo complementario de la compañía, una vez que tuvo que suspenderse, a causa de las fuertes pérdidas generadas por la salida del capital de Iberdrola, el que entrega la compañía a cuenta de sus resultados.

Los March se opusieron a la entrega de ese dividendo complementario, básico para que accionistas de la compañía como el propio Pérez y los financieros Alberto Alcocer y Alberto Cortina, los Albertos, pudieran atender sus compromisos personales de deuda.

Una vez perdida la batalla del dividendo, los March optaron por proceder a una salida ordenada de ACS toda vez que, además, supone uno de los activos que mantienen en cartera por los que mayores plusvalías pueden ingresar. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba