ATRIBUYE LA RESPONSABILIDAD DEL PAGO A BANCAJA

Bankia se niega a pagar los 14 millones de indemnización por despido a uno de sus ejecutivos

Bankia asegura que la estructura de la fusión con Bancaja no le obliga a pagar los blindajes de la entidad valenciana. Aurelio Izquierdo está pendiente de cobrar 14 millones de euros.

Aurelio Izquierdo, el hombre de los 14 millones de euros
Aurelio Izquierdo, el hombre de los 14 millones de euros

Bankia no pagará los 14 millones de euros de indemnización que reclama el consejero de Bancaja, Aurelio Izquierdo. Así lo afirma BFA-Bankia, la matriz que absorbió al banco valenciano, que sostiene que la estructura de la fusión fría traslada la responsabilidad del pago al banco que le contrató originalmente, es decir, a Bancaja. Aurelio Izquierdo fue contratado por la entidad con un blindaje de 14 millones, tal como adelantó el pasado 25 de febrero Vozpópuli.

Bankia ha analizado ya la situación y mantiene una conclusión: la estructura de la fusión fría no obliga a la matriz a asumir los blindajes de sus filiales puesto que ese capítulo no está contemplado en la estructura del SIP que sólo incluye –según el documento que firmaron las siete cajas incluidas en BFA—la “Puesta en común y desarrollo de negocios. Como parte de la integración, las Cajas han acordado la puesta en común, mediante su aportación a la Sociedad Central, de todos los negocios por ellas gestionados en la actualidad, bien directamente, bien indirectamente a través de algún vehículo, a excepción de (i) el negocio minorista en sus territorios naturales, (ii) los Montes de Piedad; (iii) la obra social y cultural; y (iv) determinadas sociedades participadas (tales como sociedades de garantía recíproca con especial relación con el territorio natural de una Caja o sociedades de desarrollo regional)”.

BFA afirma que Bancaja tendrá que cargar a sus cuentas el blindaje o disputarlo en la vía judicial. La entidad valenciana no se ha pronunciado sobre la cantidad pendiente de pago.

Un blindaje trasladado por Olivas a BFA

Izquierdo ha sido durante años la mano derecha de José Luis Olivas, histórico político del PP y presidente de Bancaja. Según reconoce un documento de Banco Financiero y de Ahorros (BFA, matriz de Bankia) a la CNMV, Bancaja "tiene asumidos los siguientes compromisos con una persona que durante el año 2011 formó parte de la Alta Dirección del Banco y que causó baja en el mismo el 13 de octubre de 2011: 7.633 miles de euros en una póliza de aportación definida que cubre la contingencia de jubilación, fallecimiento e invalidez, y 6.285 miles de euros en un seguro de ahorro individual de aportación definida para cubrir la opción de que, bajo determinadas circunstancias, dicha persona optase por la prejubilación".

Vozpópuli adelantó en exclusiva el 25 de febrero el blindaje de 14 millones a Bancaja de Aurelio Izquierdo, readmitido en su día en la caja con un sueldo que rondaba los 200.000 euros anuales (unos 100.000 fijos y otros tantos en concepto de complementos variables). La maniobra del expresidente José Luis Olivas era la de seguir pagando una nómina a Izquierdo para evitar hacer efectiva la indemnización. Mientras el ejecutivo siguiera recibiendo ese salario, Bancaja no tendría que abonar los 14 millones de euros acumulados en concepto de fondo de prejubilación y otros fondos complementarios.

Bankia ya ordenó auditar algunas de esas remuneraciones

Bankia ordenó una segunda auditoría en las cuentas de Bancaja para evaluar las cuentas de la entidad valenciana. En esa auditoría, Bankia ordenó revisar también los pagos a algunos de sus ejecutivos. La investigación de esos fondos se debía centrar no sólo en las cuantías sino también en tres aspectos del procedimiento de aprobación: primero, esa dotación se hizo sin informar a los consejeros de Bancaja; segundo, los años en los que se aprobaron esos fondos, ya que –según fuentes de Bancaja—la dotación se mantuvo también durante los años de mayores apuros económicos de la entidad como 2009, 2010 y 2011, cuando la entidad valenciana tuvo que fusionarse con Bankia para sortear su situación económica y tercero, en por qué sigue sin hacerse pública a día de hoy. Aurelio Izquierdo no ha cumplido con el requisito del Banco de España de revelar las cuantías de sus remuneraciones, acogiéndose a la Ley de Protección de Datos.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba