Empresas

ACS infla artificialmente los títulos de Hochtief para evitar el riesgo de ejecución de BBVA

ACS está aplicando en su filial alemana Hochtief las maniobras de autocartera que lleva años poniendo en práctica en el grupo su presidente, Florentino Pérez. Tras lograr colocar como consejero delegado de la alemana a Marcelino Fernández Verdes, uno de sus más destacados lugartenientes, éste impulsó un programa de recompra de acciones a cinco años pero que ha finalizado en apenas cinco meses. El objetivo: que los títulos de Hochtief suban y se aleje del peligro de una ejecución financiera, toda vez que buena parte de ellos están pignorados como garantía de un crédito del BBVA.

Florentino Pérez vuelve a echar mano de la autocartera para salir de apuros
Florentino Pérez vuelve a echar mano de la autocartera para salir de apuros

Florentino Pérez, presidente de ACS, no paró hasta lograr que uno de los suyos, Marcelino Fernández Verdes, accediera al cargo de primer ejecutivo de su filial Hochtief. A los mandos del gigante alemán de la construcción, el ex presidente de Dragados está procediendo a la venta de numerosos activos considerados no estratégicos. Pero los ingresos no van a parar al saneamiento de la empresa (pese a que buena falta le haría debido al incremento de su deuda) sino a operaciones como la recompra de acciones, con las que se ha inflado artificialmente el precio de los títulos de Hochtief. Una circunstancia que, por el momento, aleja más de un quebradero de cabeza en la madrileña avenida de Pío XII, cuartel general de ACS.

A mediados del pasado año, ACS, que controla cerca de un 50% de las acciones de Hochtief y más de un 54% de los derechos de voto, pignoró parte del paquete de acciones (aproximadamente un 30% del capital de la alemana) como garantía para la operación de refinanciación de un crédito de 900 millones concedido por el BBVA.

Cuando se llevó a cabo la operación, las acciones de Hochtief cotizaban en el entorno de los 55 euros, lo que valoraba los títulos pignorados en algo más de 1.260 millones de euros.

Un evidente riesgo para ACS era que Hochtief, que no mucho tiempo atrás cotizaba claramente por debajo de 50 euros, volviera a las andadas en Bolsa, lo que pondría en peligro la garantía otorgada para el préstamo, como ya sucediera en su día con las acciones de Iberdrola adquiridas por ACS y puestas como garantía para los préstamos que sirvieron para comprarlas.

Meteórica recompra de acciones

Un mes antes de la pignoración, Hochtief, ya por entonces pilotada por Fernández Verdes, había anunciado un plan de recompra de acciones, valorado en 260 millones de euros, que tenía como límite la adquisición de algo más de un 5% del capital de la alemana en los siguientes cinco años.

Sin embargo, el plan se cerró a finales de 2013. Es decir, los cinco años se convirtieron en cinco meses, durante los cuales las acciones de Hochtief subieron algo más de un 26%, frente al 13,2% que avanzó el Dax Xetra, índice de referencia de la Bolsa de Frankfurt, y se instalaron cómodamente por encima de los 62 euros.

Para evitar correr riesgos, el 30% de Hochtief pignorado como garantía para el crédito del BBVA debe estar valorado por encima de los 900 millones de euros toda vez que las entidades financieras exigen garantías en el entorno del 125% del valor del préstamo. La situación comienza a complicarse para ACS cuando los títulos de Hochtief bajan de la cota de 50 euros.

Incremento del dividendo

Una circunstancia que, por el momento, se ha alejado con una maniobra marca de la casa: las maniobras de autocartera, todo un clásico en ACS, aunque en los últimos tiempos también ha dado lugar a operaciones financieras ruinosas.

Desde su llegada a Hochtief, hace algo menos de un año, Fernández Verdes ha liderado operaciones de venta de activos que han generado polémica en Alemania después de diez años en que Hochtief fue ejemplo de todo lo contrario: entrada en los sectores de servicios y diversificación de la cartera de ingresos. Pero sin duda levantará más ampollas el destino de los ingresos.

Además del meteórico programa de recompra de acciones, con la pignoración del préstamo del BBVA de fondo, el consejero delegado de Hochtief también prevé incrementar el dividendo de la compañía, que en 2011 se quedó sin retribuir al accionista por sus malos resultados. Una subida del dividendo cuyo principal beneficiado también es ACS


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba