Un grupo de expertos recorrerá las principales universidades para abordar la metodología del trabajo

Hacienda incluye al País Vasco y Navarra en el ‘striptease’ integral de las cuentas regionales

El frente soberanista ha acuñado la frase de que “el independentismo en Cataluña no es la pela” para demostrar que se trata de una aspiración más de fondo. De momento, el Gobierno prepara por primera vez un ‘striptease’ integral de las cuentas regionales mucho más ambicioso que el de las balanzas fiscales que abarcará también el examen al País Vasco y Navarra.

El independentismo en Cataluña no es la pela, eso igual le añade carburante al motor, pero no es el motor”, dijo el pasado miércoles en el Congreso el diputado de Esquerra Republicana Alfred Bosch para argumentar que la “emancipación” que busca esta comunidad autónoma tiene motivaciones mucho más profundas. Aunque así fuera, CiU, ERC e Iniciativa han colocado las balanzas fiscales en el foco de sus reivindicaciones para vincular el déficit fiscal de Cataluña al mensaje de “España nos roba”. Para desmontar con datos objetivos esta operación de propaganda, el Gobierno se ha comprometido a publicar con una metodología aún por concretar algo mucho más ambicioso que las balanzas fiscales, un sistema completo de cuentas públicas que ofrecerá una radiografía detallada de la incidencia territorial de los presupuestos de gastos e ingresos. La principal novedad es que este ‘striptease’ incluirá también las cuentas del País Vasco y Navarra, regidas por un Concierto Económico al que el resto de las comunidades autónomas, Cataluña incluida, achacan no pocos privilegios. De hecho, el presidente de la Generalitat, Artur Mas, abanderó entre 2011 y 2012 la exigencia de un pacto fiscal con el que aspiraba a tener el mismo trato que las comunidades forales. Lo bautizó así cuando el editor José Manuel Lara le sugirió que llamarlo Concierto tendría mala venta mediática.

El nuevo sistema en el que trabaja Hacienda permitirá medir también los frutos que aporta el Concierto Económico en las comunidades forales

El ‘striptease’ contable desagregado por territorios ha sido encomendado por el Gobierno a un grupo de expertos dirigido por Ángel de la Fuente en el que participan otros catedráticos como Ramón Barberán, de la Universidad de Zaragoza y Ezequiel Uriel, de la de Valencia. El método que prevén aplicar al estudio será sometido a la opinión de la comunidad académica a través de un calendario de jornadas que hoy mismo se inauguran en Gerona, con el objetivo de que esté listo y cerrado en marzo. El nuevo sistema de cuentas públicas incluirá una estimación de los saldos de las balanzas fiscales regionales y permitirá un análisis muy preciso de la incidencia territorial de la actuación del sector público. Por primera vez, se podrán realizar comparaciones rigurosas entre todas las regiones y aislar aquellos componentes de los saldos fiscales más preocupantes desde el punto de vista de la equidad. Otra novedad: se podrá realizar una estimación de la financiación autonómica tomando como base competencias homogéneas e igual esfuerzo fiscal, algo que permitirá conocer la situación de las 17 comunidades, incluyendo la vasca y la navarra.

Un grupo de catedráticos comenzará hoy en Gerona a estudiar con la comunidad académica la metodología aplicable al nuevo sistema de cuentas territorializadas

El frente soberanista en Cataluña ha utilizado hasta ahora como uno de sus principales soportes de propaganda el déficit de 15.000 millones de euros que arrojaron las balanzas fiscales publicadas por el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, con Pedro Solbes de vicepresidente económico, en 2008. El portavoz de Hacienda del PP, Gabriel Elorriaga, recordó el miércoles a CiU, ERC y también al PSC que, en todo caso, aquel saldo procede de los sistemas de financiación autonómica pactados en su día por ellos mismos y está ligado a tres circunstancias: el tamaño del sector público, la progresividad del sistema fiscal y el sistema de protección social.

La 'película' España nos roba no tiene en cuenta los servicios comunes que presta la Administración ni los efectos de la secesión sobre el PIB catalán

Otras fuentes parlamentarias recuerdan que la película titulada “España nos roba”, financiada por la Generalitat y escrita sobre el guion que cifra el déficit de Cataluña en más de 15.000 millones, puede ser elogiada solo por analfabetos teniendo en cuenta que déficit no equivale a expolio y resulta difícil sostener que todo el déficit fiscal de esta comunidad es fruto de la injusticia, a no ser que se defienda que los impuestos deben quedarse donde se pagan. Además, añaden estas fuentes, el cálculo hecho por la Generalitat no tiene en cuenta servicios comunes que la Administración presta a todos los españoles como los de la acción exterior o la defensa. A ello se suma que las cuentas jaleadas por el frente soberanista parten de una premisa tan falsa como queel PIB catalán no se vería afectado por la secesión, algo muy improbable si se tiene en cuenta que el resto del Estado absorbe la mitad de las exportaciones catalanas y que Cataluña abandonaría la UE y perdería el respaldo del Banco Central Europeo. Casi nada.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba