Deportes

En Francia presumen de tercero y cuarto: "Ya no es una carrera para ver quién tiene el mejor médico"

"Si algunos ciclistas pueden brillar hoy es gracias a que vivimos una mejor época que hace diez años en la lucha contra el dopaje", afirma el médico del AG2R, Gérard Guillaume, feliz por ver a dos compatriotas pelear por el podium del Tour de Francia.

Su teoría se adapta como un guante al discurso que ha mantenido durante los últimos años el ciclismo francés para explicar los casi 30 años sin ganador del Tour y los 17 sin un hombre en el podium de París.

Doctor Guillaume: "Si algunos ciclistas pueden brillar hoy es gracias a que vivimos una mejor época que hace diez años en la lucha contra el dopaje"

Mientras el mundo entero hacía la vista gorda con el dopaje, decían en Francia, ellos lideraban la lucha contra esa lacra, lo que se traducía en peores resultados. Ahora, el ciclismo galo ha recobrado brío de la mano de Romain Bardet y Thibaut Pinot, respectivamente tercero y cuarto del Tour a falta de una semana para la llegada a París.

Richard Virenque, el último galo que subió al podium del Tour no cree en esas teorías. El hombre que puso rostro al escándalo de dopaje del equipo Festina y que ahora comenta la carrera para la televisión francesa, achaca el ascenso de los franceses a las caídas de los favoritos, Chris Froome y Alberto Contador. "Sin esos accidentes se hubieran conformado con puesto mucho más modestos", asegura el siete veces ganador del premio de la montaña.

El ex ciclista Richard Virenque lo tiene claro: "Sin los accidentes de Froome y Contador se hubieran conformado con puesto mucho más modestos"

Bernard Hinault, que el año próximo festejará los 30 años de su quinto Tour, el último de un francés, tampoco cree en esas teorías. "Llevo 20 años escuchándolas, son una patraña", dice el bretón. "Lo que pasa es que ahora se les deja correr libremente. Antes se les protegía demasiado, se les decía: 'espera, que eres muy joven, ya explotarás'. Y no explotaban nunca. Ahora es maravilloso ver a un Bardet pelear con los mejores a los 23 años", afirma.

Su opinión no es compartida por todo el mundo. Jean-François Bernard, que vistió de amarillo en el Tour, afirma que Bardet y Pinot "viven en un ciclismo diferente" con "prácticas más sanas". "Ahora ya no es una carrera para ver quien tiene el mejor médico", agrega.

La teoría encuentra eco en las mediciones del exmédico del Festina, el suizo Antoine Vayer, que dice ser capaz de detectar el dopaje midiendo el rendimiento energético desarrollado por los ciclistas en los grandes puertos.

Mientras Jean-François Bernard cree que "ahora ya no es una carrera para ver quién tiene el mejor médico", Hinault lo considera "una patraña"

Según sus datos, en el ascenso a Risoul Jean-Christophe Peraud tuvo un comportamiento que el doctor considera "humano", nada que ver con las cifras "sobrehumanas" de las épocas de Miguel Indurain, Lance Armstrong o, incluso, Chris Froome.

Una opinión similar tiene el joven italiano Matteo Montaguti, compañero de Bardet en el AG2R, para quien "el ciclismo ha cambiado para bien y eso da a todos la oportunidad de jugar con las mismas bazas". "Ahora el ciclismo es diferente. Atrás ha quedado una época negra que a algunos nos ha privado de más triunfos", considera Sylvain Chavanel, durante años la gran promesa del ciclismo francés pero que nunca ha brillado en el Tour.

"Ahora el ciclismo es diferente. Atrás ha quedado una época negra que a algunos nos ha privado de más triunfos", considera Sylvain Chavanel

Con menos dopaje, opina el español del equipo francés Cofidis Luis Ángel Maté, los métodos de entrenamiento de los equipos galos cobran preponderancia. "Están recogiendo los frutos de muchos años de trabajo bien hecho, de una formación bien gestionada y constructiva. El futuro del ciclismo francés se anuncia excelente", asegura el "lince andaluz".

Otros, como el doctor Gérard Dine, especialista en la lucha contra el dopaje, son menos optimistas. "Sigue habiendo sustancias que mejoran el rendimiento en el pelotón. Algunas de ellas todavía en fase de investigación", asegura el director del Instituto de Biotecnología de Troyes.

Gérard Guillaume reconoce que "queda mucho por hacer" y pone como ejemplo la autorización terapéutica acordada a Chris Froome para consumir corticoides durante la pasada Vuelta a Romandía, que acabó ganando.

El médico del Festina, que representa al Movimiento por un Ciclismo Creíble (MPCC), una asociación de equipos que aplica más controles que los exigidos por la Agencia Mundial Antidopaje (AMA), considera que ese tipo de actuaciones de la Unión Ciclista Internacional (UCI) "son inadmisibles" y suponen "un paso atrás".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba