Deportes

El Madrid se viste de Champions y casi ha franqueado ya las cotas que marcó en el último año de Mourinho

El Borussia Dortmund, demasiado diezmado, no fue el de la temporada pasada y el Real Madrid lo aprovechó para dejar prácticamente sentenciado su pase a semifinales (3-0). Finalista de Copa, aunque es un trofeo menos, y vivo en la Liga, aunque sin depender de sí mismo, la Champions es el gran objetivo para el equipo de Ancelotti.

Si había crisis, duró tres minutos, los mismos que tardó Gareth Bale en encontrar puerta y adelantar al Real Madrid. En ese momento la grada supo que lo que el año pasado fue una pesadilla ha dejado de serlo. Entre lesiones, sanciones y traspasos, no es el mismo Borussia Dortmund temible del año pasado. Los blancos ganaron (3-0) un partido muy solvente, en el que sólo jugaron a rachas, aunque lo suficiente para demostrar su evidente superioridad frente al inofensivo cuadro germano.

Los partidos europeos siempre son grandes en el Bernabéu, pero contra el Dortmund, además, había cierta sensación de urgencia. Más o menos se asume que la Liga es un objetivo que se ha difuminado. También que la Copa, en el Madrid, no es suficiente. Así que queda la Liga de Campeones, la competición en la que mejor se están haciendo los deberes durante toda la temporada y es la tabla de salvación del año. La primera ronda la sorteó con solvencia, los octavos y los cuartos quedaron prácticamente finiquitados en el primer partido.

Los pitos desaparecieron o, para ser más exactos, sólo se escucharon en una jugada en la que Bale pecó de individualista. Cristiano, que es al que más duelen esas cosas, recibió sus palmas y vítores cuando marcó el tercero. Es un hombre sensible y sus corifeos han desplegado estos días el mensaje de que está molesto con el quejido de la grada. Dejó el campo en el minuto 79, con problemas físicos. "No hay lesión, simplemente tenía molestias", aseguró Ancelotti.

Otro que recibió su ración de palmas, pero en su caso siempre es así, fue Iker Casillas. Por una parada intrascendente, tampoco tuvo que ejercer de superman, él siempre tiene el favor del respetable, fruto de una larga relación. Isco, titular por la baja de última hora de Di María, marcó un buen gol. "No quería justificar nada. Sólo demostrar al mister que puedo jugar en cualquier sistema", dijo tras el partido. Ancelotti tuvo tiempo también de dar minutos a Illarramendi, Morata y Casemiro.

Desde una perspectiva global, el Madrid casi ha franqueado ya las cotas que marcó en el último año de Mourinho. Semifinales en Europa, salvo debacle, final de Copa y, en este caso, a diferencia de la temporada previa, compitiendo en Liga en primavera.

-Ficha técnica:

3 - Real Madrid: Iker Casillas; Carvajal, Pepe, Ramos, Fabio Coentrao; Modric, Xabi Alonso, Isco (Illarramendi, m.71); Bale, Benzema (Morata, m.75) y Cristiano Ronaldo (Casemiro, m.80).

0 - Borussia Dortmund: Weidenfeller; Piszczek (Schieber, m.67), Hummels, Papastathopoulos, Durm; Grosskreutz, Kehl (Jojic, m.74), Sahin, Mkhitaryan (Hofmann, m.64), Reus; y Aubameyang.

Goles: 1-0, M.3: Bale. 2-0, M.27: Isco. 3-0, M.57: Cristiano Ronaldo.

Árbitro: Mark Clattenburg (ING). Amonestó a Reus (m.18) y Kehl (m.29).

Incidencias: Partido de ida de los cuartos de final de la Liga de Campeones disputado en el estadio Santiago Bernabéu ante unos 70.000 espectadores. Rafael Nadal, número uno del tenis mundial y reconocido aficionado madridista, asistió al palco, entre otras personalidades.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba