Deportes

Griezmann no teme a Torres: 3-1 del Atlético al Levante con dos goles del francés

Nuevo triunfo del equipo de Simeone con dos goles de su delantero francés, mientras que Fernando Torres, que todavía no puede ser alineado, vio el partido desde el palco del Vicente Calderón.

Griezmann no teme a Torres: 3-1 del Atlético al Levante con dos goles del francés
Griezmann no teme a Torres: 3-1 del Atlético al Levante con dos goles del francés

Tres goles de cabeza dieron al Atlético una nueva victoria en el Vicente Calderón ante el Levante (3-1). Antoine Griezmann anotó dos de los tres, con su nuevo compañero Fernando Torres atento al partido desde la grada, y Diego Godín sentenció el encuentro al final de la segunda parte después de que El Zhar acercase al Levante en otra jugada a balón parado.

El internacional galo, con nueve goles en sus últimos siete duelos como titular y once en toda la temporada, terminó el año con tres dianas en San Mamés e inició el 2015 con dos más este sábado para el triunfo del equipo rojiblanco, de más a menos en un partido que pareció ganado y que tuvo momentos de incertidumbre con el 2-1.

De inicio, el Atlético se encontró con el partido imaginado toda la semana, con el planteamiento defensivo del Levante, encerrado en torno a su área cada vez que el conjunto rojiblanco superaba con la pelota los tres cuartos de campo, con dos líneas de ocho jugadores enfrente por detrás del balón para minimizar todas las vías.

No le importa al equipo madrileño esta temporada manejar la posesión del juego. Su evolución en ese sentido es indudable para potenciar las características del croata Mario Mandzukic y también porque le invita a ello cada rival que visita el Vicente Calderón, consciente del potencial del actual campeón de Liga en su casa.

Quería el argentino Diego Simeone el juego entre líneas del francés Antoine Griezmann, el toque del turco Arda Turan y Koke y las subidas por las bandas de los laterales para derribar la previsible muralla valenciana, resquebrajada en un par de acciones iniciales y superada en el minuto 18, con centro del brasileño Siqueira y testarazo en el primer palo del atacante galo (1-0).

Griezmann, en el once inicial dos partidos seguidos más de dos meses después, abrió un duelo monopolizado por el Atlético, muy superior sobre el papel y el césped a un Levante sin ninguna respuesta ofensiva ni con el 0-0 ni con el 1-0 durante la primera hora de un encuentro que casi siempre perteneció al bloque local.

Terminó el primer tiempo sin inquietar realmente a Moyá, con apenas cuatro veces cerca del área contraria y dos disparos tan inofensivos como fáciles para el guardameta de Rafael Martins y Morales; nada relevante para un partido que se movía al ritmo que marcaba el fútbol del Atlético, controlador de todo el terreno.

Sólo la aparición con agilidad de Mariño, en un remate de Mandzukic, en un saque de esquina muy cerrado de Koke y en el constante sufrimiento que padecía su defensa cada vez que el equipo rojiblanco ponía en marcha su estrategia a balón parado, pospusieron los goles del Atlético mientras Arda Turan hacía magia con el balón.

Ni dos minutos del segundo tiempo tardó el Atlético en sumar el segundo gol, de nuevo con la testa de Griezmann, atento para aprovechar el rechace a una fenomenal parada a Mandzukic del portero del Levante, que incluso a punto estuvo de detener también el cabezazo del francés unos milímetros detrás de la línea de gol.

El 2-0 pareció la resolución definitiva para el encuentro, pero un lapsus momentáneo, con Mandzukic como salvador bajo palos a un remate de cabeza y con el 2-1 de El Zhar tras un disparo lejano de un compañero que rebotó en el atacante, recién entrado al campo, recuperó la discusión por los puntos con media hora por disputarse.

Aún hubo momentos de debate por la victoria, con la vista atrás por las ocasiones falladas antes, como un par de Mandzukic, y con el paso adelante del Levante, que ya rondó el área del Atlético con muchísima más determinación que toda la hora anterior para apurar al conjunto rojiblanco, ya inquieto y sin el dominio del duelo.

Atrás en su afán de defender el triunfo, ya sin la movilidad ni la precisión para mover la pelota, el paso del tiempo sin más oportunidades visitantes fue la mejor noticia para el Atlético hasta el 3-1, anotado de cabeza por Diego Godín, que alivió un mal rato y sentenció una victoria indispensable para meter presión a Real Madrid y Barcelona, por delante en la tabla y que juegan el domingo. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba