Educación

Las escuelas españolas "fichadas" por la mayor red de innovación social del mundo

La PictoEscritura es un método de aprendizaje que integra creatividad y pensamiento visual en la escritura
La PictoEscritura es un método de aprendizaje que integra creatividad y pensamiento visual en la escritura Vox Prima

Sacan muy buenas notas, les gusta colaborar y no suelen tener reparos a la hora de proponer soluciones. Eso sí, no están acostumbrados a observar de forma pasiva cómo un profesor imparte clase durante cincuenta minutos sin levantar la mano y aportar sus propias ideas. Además de aprender contenidos, los alumnos y alumnas del Colegio Concertado Verdemar de Santander y los del IES Miguel Catalán de Coslada se están convirtiendo en "agentes de cambio" (en inglés, changemakers), ciudadanos con criterio que contribuyen al bien común con sus iniciativas y que, en definitiva, se implican activamente en la construcción de un mundo mejor.

Más que educar para emprender, debemos hacerlo para transformar la realidad y que sea más justa"

Con el fin de reconocer y divulgar la labor de los equipos que hay detrás de ambos centros educativos, la fundación Ashoka, organización referente en innovación y emprendimiento social, los acaba de incluir en su red de Escuelas Changemaker, que ya cuenta con unas trescientas alrededor de los 90 países en los que está presente. "Creemos que el propósito de la educación no es forjar ciudadanos y trabajadores efectivos, sino educar a ciudadanos librepensadores, a personas autónomas capaces de enfrentar desafíos personales y colectivos con confianza y de manera  creativa", explica Miguel Ángel García, director del IES Miguel Catalán.

Educar para transformar

"En las Escuelas Changemaker, a través de proyectos educativos integrales, los chicos y chicas aprenden a ser agentes del cambio. Lo practican y toman conciencia de su poder para transformar sus vidas y la de los que les rodean", ha explicado David Martín,director de Ashoka España en un acto de presentación de las nuevas "incorporaciones". "El emprendimiento a veces es una palabra muy manida, más que educar para emprender, debemos hacerlo para transformar la realidad y que sea más justa", ha dicho.

Además de las dos instituciones, Ashoka ha "fichado" a otros cuatro emprendedores sociales que sumar su comunidad de más de 3.400. Algunos de ellos han creado proyectos de corte educativo, un ámbito en el que la fundación está trabajando con el fin de generar demanda de un modelo educativo donde aprender a ser "solucionadores activos" sea una prioridad. Una de ellas es Roser Ballesteros,que desde su organización Vox Prima trabaja para que los niños aprendan a escribir con la metodología de la PictoEscritura, un proceso de aprendizaje que rompe con las técnicas convencionales de escritura de la escuela primaria y multiplica la creatividad de los alumnos.

La creatividad, clave

"La creatividad es lo que te convierte en creador y en productor para no ser un mero consumidor. En el proceso de aprendizaje tienen que disfrutar y no dejarla a un lado, es un 'clic' que no tiene retorno", considera Ballesteros. Pablo Santaeufemia, que está sentado a su lado, asiente. Es otro de los nuevos emprendedores sociales españoles seleccionados por Ashoka. ¿Su iniciativa? Bridge for Billions, una incubadora digital que ofrece a los emprendedores apoyo personalizado, práctico y colaborativo para que lancen sus negocios. "Es clave que a los jóvenes se les entrene para emprender y que la universidad lo fomente. En todas las carreras se pueden crear emprendimientos y el hecho de crear empleo resuelve muchos problemas como la desigualdad", dice Santaeufemia.

Es clave que a los jóvenes se les entrene para emprender. En todas las carreras se pueden crear emprendimientos"

La carrera que le sirvió a Ignacio Medrano para emprender fue Medicina. Especializado en Neurología, este alicantino creó Savana, una suerte de "Google" para médicos que recopila datos de millones de historiales clínicos actuales. Además de ser útil como buscador para apoyar a los usuarios en la toma de decisiones y la emisión de un diagnóstico, también sirve a los hospitales para gestionar y hacer seguimiento de sus profesionales médicos o a los investigadores para extraer datos complejos.

La cuarta innovadora elegida por Ashoka es Victoria Tortosa gracias a su proyecto La Exclusiva, un emprendimiento que busca reducir la despoblación en las provincias de Soria y Burgos a través del restablecimiento de servicios que han sido abandonados. "El éxodo rural ha provocado un incremento en la desigualdad de población en España, donde en la actualidad menos del 20% vive fuera de  los espacios urbanos", explica Tortosa.  Gracias a La Exclusiva, el 60% de sus clientes ha mejorado sus habitos alimentarios; el 80% ha mejorado su sociabilidad; el 40% ha mejorado su salud y otro 40% ha mejorado su situación de seguridad. "Todos somos agentes de cambio", asegura David Martín.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba