Nacional

El Gobierno prepara un “ajuste duro” ante una previsión de déficit de entre el 7,2% y el 7,8%

El Ejecutivo va a aprobar hoy lo que fuentes del Ejecutivo han descrito como un “ajuste duro”. Según los cálculos preliminares sobre los que han comenzado a trabajar los responsables de Economía, el nuevo gobierno espera un déficit que superará con mucho el 6% oficial y que oscila entre el 7,2 y el 7,8%. La previsión de déficit todavía está pendiente del cierre del año, pero el gobierno trabaja ya con esa horquilla para aprobar sus primeros ajustes. De ese cálculo se deduce que el recorte de 16.500 millones anunciado por Mariano Rajoy se quedará corto y que será necesario un ajuste que podría superar los 30.000 millones de euros.

Según fuentes del nuevo equipo económico, el Ejecutivo ha hallado una situación “más grave” de lo previsto, ante lo que espera aprobar hoy un ajuste que –como se ha anunciado—afectará a todos los ministerios y que afectará fundamentalmente a la obra pública. Pero –además—el gobierno baraja otras fórmulas de ajuste de gasto que podría aprobar hoy mismo, pese a que sectores del PP han apostado por retrasar el grueso del ajuste hasta después de las elecciones andaluzas.

Funcionarios y empleados públicos: Mariano Rajoy ha anunciado ya su intención de aplicar una “tasa de reposición cero” a los funcionarios. Eso significa –según los cálculos internos del equipo económico de Rajoy—recortar la plantilla pública a un ritmo de entre 70 y 85.000 empleados por año. A ese ajuste podría sumarse también la eliminación de algunas pagas extraordinarias entre los empleados públicos, algo que todavía se valora en el nuevo gobierno. “Se tiene que terminar con las políticas erráticas de contratación” –afirman los responsables económicos del gobierno—“que han permitido grandes contrataciones en los últimos años y que obligan al cierre a partir de ahora”.

Organismos públicos: El gobierno pedirá, además, informes para proceder a la supresión de organismos públicos e instará también a la supresión de organismos autonómicos.

Congelación del SMI y del IPREM: Como ya ha comunicado el gobierno a los sindicatos, el esfuerzo de austeridad se aplicará también al Salario Mínimo Interprofesional (SMI) que queda congelado por primera vez en 50 años y al Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM) que sirve para calcular las ayudas a la vivienda o al desempleo o a la concesión de becas.

Los ajustes en los ingresos todavía bajo consideración

El ajuste del gasto puede quedarse corto si la desviación del déficit resulta ser mayor de la horquilla con que trabaja el nuevo gobierno. Si finalmente es así, el equipo de Rajoy podría verse forzado subir impuestos pese a que –oficialmente—el PP ha mantenido hasta anoche mismo su negativa a aumentar el IVA. Sin embargo, los populares sí han dejado la puerta abierta a retocar los impuestos especiales, los que gravan gasolinas, alcohol y tabaco.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba