Nacional

Génova negoció con Sepúlveda una salida "pactada" así como un finiquito tras 30 años de colaboración

La dirección nacional del PP se cobra la cabeza del también ex alcalde de Pozuelo tras el informe de la UDEF que confirmaba los viajes y fiestas que la trama Gürtel le pagó entre los años 2000 y 2005. El todavía esposo de la ministra Mato, de quien está separado, comenzó a trabajar para los populares en 1982.

Génova ha "pactado" con Jesús Sepúlveda el fin de la relación laboral que mantenía con el PP desde que comenzara a trabajar para este partido en 1982 con el paréntesis de su marcha a Castilla y León en 1989 para trabajar con José María Aznar y, más tarde, en 2003, cuando llegó a la Alcaldía de la madrileña localidad de Pozuelo, de la que salió tras su imputación por el 'caso Gürtel' en 2009. Fuentes populares han indicado a Vozpópuli que se le ha pagado un "finiquito" aunque sin especificar a cuánto ha podido ascender dada su antigüedad laboral.

María Dolores de Cospedal anunció este lunes, en su comparecencia ante la prensa tras la reunión del comité de dirección del PP, que Sepúlveda "ha dejado de prestar servicios a partir de hoy". Contra lo que dijo hace justo una semana el 'número tres' del PP, Carlos Floriano, en el sentido de que el Estatuto de los Trabajadores impedía su salida porque estar imputado no es causa de despido objetivo, Cospedal explicó estes lunes que "teniendo en cuenta la situación que se ha provocado, este partido tiene que ser consecuente con lo que piensa también que debe ser una conducta ejemplar". En definitiva, agregó, "nos ha parecido que teníamos que obrar así. No pasa nada. Rectificar es de sabios y no tengo ningún problema en decirlo". Tampoco explicó más sobre las condiciones del despido salvo que "se le va a aplicar la legislación vigente".

Su vuelta a Génova en el año 2009, tras dimitir como alcalde de Pozuelo, ya fue polémica, aunque ésta había pasado hasta que se conoció el pasado día 1 el contenido íntegro de un informe de UDEF sobre los regalos, dádivas y trato de favor que recibió de la trama corrupta de Francisco Correa. Con la salida de Sepúlveda, Génova se cobra una cabeza, aunque se trata, sin duda, de la de menor peso político, porque de fondo subyace la situación comprometida en que se encuentra su todavía esposa y actual ministra de Sanidad, Ana Mato, de la que no se ha divorciado aunque sí separado y liquidado la sociedad de gananciales que tenían a raíz de su matrimonio.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba