Nacional

El BEI se plantea aumentar su apoyo a la banca hasta 74.000 millones de euros

El Banco Europeo de Inversiones (BEI) se plantea aumentar su apoyo a la banca hasta 74.000 millones de euros en los próximos dos años con el objetivo de compensar la reducción de crédito provocada por el desapalancamiento de las entidades financieras.

"El riesgo de desapalancamiento de los bancos no es desdeñable y por ello es importante mantener e incluso aumentar en la medida de lo posible los créditos del BEI a la economía real a través de la banca", afirma el BEI en un documento que debatirán los ministros de Economía de la UE en su reunión de este martes.

El Banco Europeo de Inversiones (BEI) se plantea aumentar su apoyo a la banca hasta 74.000 millones de euros en los próximos dos años con el objetivo de compensar la reducción de crédito provocada por el desapalancamiento de las entidades financieras.

"El riesgo de desapalancamiento de los bancos no es desdeñable y por ello es importante mantener e incluso aumentar en la medida de lo posible los créditos del BEI a la economía real a través de la banca", afirma el BEI en un documento que debatirán los ministros de Economía de la UE en su reunión de este martes.

En 2011, el BEI aportará a la banca un total de 20.000 millones de euros para facilitar el crédito a la economía real. Pero teniendo en cuenta la ralentización del crecimiento, la fragilidad del sector bancario y el agravamiento de la crisis de deuda, el Banco propone aumentar su contribución en los dos próximos años.

Para ello, el documento plantea tres escenarios. En el primero, que no requiere ninguna aportación externa, el BEI podría prestar 48.000 millones de euros. Con garantías extra del presupuesto de la UE, llegaría hasta 64.000 millones. Si los Estados miembros aumentan su contribución en 1.300 millones de euros, el BEI alcanzaría los 74.000 millones.

Los ministros de Economía de la UE discutirán también qué tipo de avales pueden facilitar a la banca para facilitar sus emisiones de deuda. Los expertos de los Estados plantean un total de cuatro opciones. La primera sería repetir lo que ya se hizo en 2008-09, es decir, que cada país avale a sus bancos. Pero la UE cree que las garantías de muchos Estados miembros ya no son de suficiente calidad como para apoyar a su banca.

La opción preferida por los técnicos es un aval conjunto de la UE a las emisiones de deuda de la banca en el que se compartirían una parte de los riesgos. Según este sistema, la UE asumiría las primeras pérdidas de cualquier garantía, mientras que el resto tendrían que ser asumidas por el país donde el banco esté domiciliado.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba