Elecciones generales 2019

Videoconferencias y tuits: la campaña de los líderes del 'procés' se queda en Soto del Real

Ninguno de los independentistas podrá salir de prisión para celebrar ruedas de prensa o hacer mítines electorales de cara al 28-A. El líder de ERC Oriol Junqueras compareció ayer por videconferencia, pero el resto tendrá que asumir que aunque están en campaña también están presos

Gabriel Rufián observa la videoconferencia de Junqueras este viernes desde Soto del Real.
Gabriel Rufián observa la videoconferencia de Junqueras este viernes desde Soto del Real.

No habrá giras nacionales ni fotos entre multitudes. Los líderes independentistas encarcelados tendrán que reinventar la tradicional campaña electoral si quieren hacer llegar su mensaje antes del 28-A. Como lo hizo ya en otras ocasiones, el Tribunal Supremo ha negado a Jordi Sànchez, Jordi Turull y Josep Rull que disfruten de permisos de salida para pedir el voto. La 'movilización' se limitará entonces a la política 2.0, ya que también tienen prohibido realizar grabaciones de spots electorales y celebrar de ruedas de prensa durante los recesos del juicio del procés

Hasta ahora, el que ha logrado mayor rango de acción ha sido el exvicepresidente catalán Oriol JunquerasInstituciones Penitenciarias permitirá al líder de procés, en prisión preventiva desde hace más de un año, mantener por videoconferencia dos actos relacionados con la campaña electoral en la que es candidato de ERC a los comicios del 28 de abril. 

En concreto, el permiso concedido por la Junta Electoral Central se limita al debate del viernes  organizado por la Agencia Catalana de Noticias (ACN) y a un acto en Cambrils (Tarragona) el domingo. El órgano nacional también ha autorizado una entrevista a La Vanguardia en domingo y otra al periódico Ara el lunes, según ha informado su partido a Europa Press. 

Desde el partido han celebrado la decisión."El viernes Oriol Junqueras romperá la mordaza con una intervención en directo", dijo el vicepresidente del Govern Pere Aragonés tras advertir que el líder de ERC "entrará con toda la fuerza en esta campaña".

Restricciones previstas

Los candidatos de Junts per Catalunya al Congreso y al Senado han tenido menos suerte. Esta semana, la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo ha desestimado la petición de salida porque "la asunción de la condición de candidatos a unas elecciones por parte de los citados no es un acontecimiento inesperado y extraordinario, sino fruto de una decisión libre y voluntaria, que se toma cuando ya se hallan en situación de prisión provisional". 

En este sentido, los magistrados han insistido en que los tres líderes independentistas podían "prever las restricciones" que implica estar en prisión de cara a la campaña electoral del 28-A. "La proclamación como candidato de una persona privada de libertad, cuando esta restricción no es sobrevenida, sino preexistente, obliga al partido político que así lo decide a aceptar la singularidad que ese hecho determina", han subrayado.

Sànchez ha criticado la decisión en su cuenta de Twitter. Desde la red social ha acusado a la Justicia de limitar sus derechos como candidato. "¿Dónde está la igualdad de oportunidades? ¡Basta de discriminación!", ha espetado en su perfil.

La queja se acumula con la que presentó hace dos semanas y hace un mes y hace cuatro. El Supremo ha tumbado todas las peticiones presentadas. El 11 de abril, el tribunal alegó que los motivos por los que se acordó la privación de libertad seguían presentes y "con especial fuerza" si se tiene en cuenta que desde el pasado febrero se está celebrando el juicio.

De hecho, los magistrados hicieron hincapié en que la huida de alguno de los encarcelados, "provocaría una importante disfunción en el desarrollo de la vista". Y aseguraron que el mantenimiento de la prisión "es proporcionado y no vulnera el derecho a la participación política de los acusados". La defensa de los tres candidatos ha discrepado reiteradamente con los jueces. 

Finalmente, Sànchez consiguió dos permisos de última hora: uno para una rueda de prensa del jueves organizada por la Agencia EFE y otra para la del domingo de la ACN. Ambas por videoconferencia.

La historia se repite

La decisión reitera también lo expuesto ya por el Supremo a principios de año. En aquella ocasión, los líderes independentistas aludieron a la sentencia del Tribunal de Estrasburgo para reclamar su libertad. Pero no procedió. 

"No existe persecución por las ideas. No se criminaliza una ideología", señalaron los magistrados luego de rechazar la comparación de la situación de los cabecillas del procés con la del opositor kurdo Selahattin Demirtas, a quien Europa dio la razón el pasado noviembre. Dicha comparación también fue desestimada en el Tribunal Constitucional.

Jordi Sánchez (ANC) antes de declarar en la Audiencia Nacional.
Jordi Sánchez (ANC) antes de declarar en la Audiencia Nacional. EFE

Ante tales negativas, todo indica que para Sànchez se repetirá el escenario de las elecciones del 21 de diciembre de 2017 en Cataluña. Entonces, el juez del Supremo instructor de la causa del procés, Pablo Llarena, negó al expresidente de la Asamblea Nacional Catalana (ANC) que dejara la prisión para ir a hacer campaña de cara a los comicios autonómicos. De hecho, no le dejó dar entrevistas que no se insertaran en el régimen ordinario de la prisión ni acceder a Internet con un horario que excediera el establecido por el propio centro penitenciario. Finalmente, el día de la votación llegó y Sànchez continuó entre rejas.  

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba