La Fiscalía de Barcelona se opone a conceder un permiso penitenciario de tres días al expresidente de la ANC y exdiputado de JxCat, Jordi Sànchez, condenado por el Tribunal Supremo por el proceso soberanista, al considerarlo "prematuro, injustificado e improcedente".

En el escrito de este viernes remitido al Juzgado de Vigilancia Penitenciaria 5 de Barcelona, consultado por Europa Press, el fiscal considera que el permiso propuesto por la Junta de Tratamiento de Lledoners (Barcelona) es prematuro debido al escaso tiempo de cumplimiento en relación a la pena impuesta, de nueve años de cárcel por un delito de sedición.

No ha asumido los hechos delictivos

También considera que Sànchez, que sí ha podido disfrutar de un permiso de dos días que no requiere de validación de un juzgado, no ha asumido los hechos delictivos y que no sigue tratamiento penitenciario.