Política

Sánchez pide "disculpas" por sus "errores" pero defiende que "no es el momento" de quitar la alarma

El presidente del Gobierno entrega al ministro de Sanidad el mando único y anuncia que declarará el luto nacional cuando todo el país entre en la fase 1 de 'desescalada'. Pablo Casado sostiene que la legislatura "pende de un hilo", y Ciudadanos y el PNV confirman su respaldo a Sánchez

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en el Congreso.
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en el Congreso. Europa Press

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha defendido este miércoles en el Congreso que todavía “no es el momento” de quitar el estado de alarma, cuya quinta prórroga hasta el 8 de junio se ha aprobado gracias al apoyo de Ciudadanos y el PNV al Ejecutivo. Sánchez ha argumentado que esa situación de excepcionalidad no limita ningún derecho de los ciudadanos, aunque entre otros se prohíbe la libertad de movimiento.

Sánchez ha asegurado que, en nombre de la “prudencia”, mantendrá la alarma “hasta que sea necesario, ni un día más”. Eso sí, no ha concretado ninguna fecha y ha pedido "disculpas" por sus "errores" en una situación de "expecionalidad". El líder de la oposición, Pablo Casado, considera que la legislatura está a punto de acabar: "Pende de un hilo", ha sentenciado.

Mando único solo a Illa 

Para Sánchez en la situación actual “no es sensato” permitir la organización de eventos ni manifestaciones. Cree que hace falta una “responsabilidad extraordinaria” y aboga por la permanencia de un mando único, que pasará integralmente en manos del ministro de Sanidad, Salvador Illa. El socialista será el “único mando excpecional”, aunque en opinión de Sánchez las comunidades autónomas mantienen la “cogobernanza” en los servicios que les compete. Salen pues del mando único los titulares de Defensa, Interior y Transportes.

El presidente por otro lado ha confirmado que, tras recibir la presión de la oposición, plantea una vía alternativa al estado de alarma. Su plan pasa por modificar la Ley de Salud Pública y de Seguridad Nacional, tal y como planteaban el PP y Ciudadanos, pero solo a partir del fin del estado de alarma, cuya fecha definitiva se desconoce. España es el país europeo que, tras aplazar medidas contundentes para frenar la pandemia, hoy sufre las medidas más restrictivas en la crisis del coronavirus

En defensa de su gestión, además de reivindicar las medidas sociales puestas en marcha, Sánchez se ha dirigido a la oposición: "¿Qué beneficios obtendríamos de levantar el estado de alarma? ¿Qué derechos se pretende devolver? ¿La movilidad sin ningún tipo de restricciones? Creo que estamos todos de acuerdo en que todavía no es el momento de hacerlo y existe ya un plan de 'desescalada'. Esta gradualidad recibe el consenso de los científicos", ha afirmado.

En cuanto a la economía, ha sostenido que existen "tres pilares" para la reconstrucción, que pasan por evitar un rebrote de la enfermedad, avanzar en el pacto de reconstrucción con todas las fuerzas políticas en la comisión parlamentaria y sellar los pactos europeos que garanticen liquidez.

Sánchez ha concluido: "Pido disculpa a los ciudadanos por los errores dictados siempre por la excepcionalidad de la situación. Más allá de las diferencias puntuales de criterios, hemos tenido que trabajar codo con codo. A todos nos ha unido el mismo deseo: salvar vidas. España declarará el luto oficial en el momento en el que todo el territorio entre en la fase 1 y celebraremos el merecido homenaje público a las víctimas de la covid. Hemos parado junto al virus, tenemos que terminar con unidad esta victoria".

Casado condena la legislatura

El líder del Partido Popular, Pablo Casado, ha atacado este miércoles con fuerza a Sánchez. “Ha convertido el estado de alarma en una subasta con los separatistas y proetarras”, ha arremetido antes de anunciar que su partido votará en contra de la prórroga de la alarma. En la última votación, se decantó por la abstención. 

Casado ha calificado de "fracaso" el plan del Gobierno y ha advertido al Presidente del Gobierno que el confinamiento no puede ser "ilimitado". "La reclusión evita el contagio pero eso no puede ser una medida ilimitada. En su universo paralelo, lo hace todo bien. La culpa es del PP, de los bulos, de la prensa, hasta de la geografía. Su problema es que ya nadie le cree", ha mantenido. Y ha vaticinado: "La legislatura pende de un hilo". 

Según el PP el Gobierno de Sánchez se ha visto "desbordado" por la crisis de la covid-19. "Ha ido detrás de los acontecimientos y mintiendo en los resultados. Ahora va como pollo sin cabeza cambiando de socios", ha añadido Casado para referirse a la entente cordiale de Sánchez y Ciudadanos. Casado también ha criticado la subida de impuestos, que, según él, el Gobierno quiere aprobar en los próximos meses. Acto seguido, ha pedido que los ERTEs se prolonguen durante todo el año. 

El líder de Vox Santiago Abascal ha afirmado por su parte que los muertos por coronavirus son más de lo que dicen las estadísticas oficiales y que "el Gobierno iba conduciendo España únicamente mirando su agenda ideológica y ha provocado la muerte de miles de españoles". Sobre las protestas de estos días, Abascal ha lanzado: "No vamos a olvidar que su vicepresidente ayer animó a los escraches".

Vox también votará en contra de la quinta prórroga del estado de alarma. El partido de Abascal se mantiene en el no tal y como hizo hace dos semanas. "Ustedes quieren conducir los españoles a aceptar una especie de servidumbre voluntaria. Ustedes no pueden ser más irresponsables", ha acusado.

El flotador de Ciudadanos

A pesar de la negativa del PP, Vox y otro partidos como ERC, ex socio de investidura de Sánchez, el Gobierno ha podido prorrogar el estado de alarma gracias al apoyo de Ciudadanos y el PNV. El portavoz de Ciudadanos, Edmundo Bal, ha sostenido que su partido intenta ser "útil", aunque ha remarcado que no es un "socio" del Gobierno. Bal ha subrayado que Sánchez deseaba una prórroga de 30 días, pero que el trabajo de su grupo ha reducido ese plazo y obligado el Gobierno a reabrir el Congreso en julio. 

"Nosotros a usted le votamos que no, no se equivoque y no vuelva a amenazar a los grupos parlamentarios, no vuelva a la unilateralidad, no vuelva a chantajear a los españoles, no cultive el miedo, cumpla con España", ha advertido Bal.

Aitor Esteban, del PNV, ha anunciado desde la Cámara Baja el voto a favor de su partido. Pero ha zanjado dirigiéndose a Sánchez: "No se aproveche para recentralizar unas competencias que están ahora en manos de las comunidades autónomas". 

Echenique señala al PP

El portavoz de Unidas Podemos, Pablo Echenique, ha concentrado su discurso en atacar al PP. Echenique ha centrado su intervención en la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso: "Ahora que sabemos que es su ejemplo a seguir, sabemos que es lo que habría hecho en nuestro lugar". "Señor Casado, si usted estuviera en nuestro lugar el olor a corrupción saldría de la Moncloa y no de la Puerta del Sol", ha añadido.

"Las medidas del Gobierno han sido claves para empezar a ver la luz al final del túnel. Ha sido difícil llegar hasta aquí. Menos mal que este Gobierno actuó antes que otros países desarrollados", ha defendido el portavoz de Unidas Podemos, socio de gobierno de Sánchez. "Estamos mal, pero menos mal que estamos y menos mal que no están ustedes", ha agregado dirigiéndose al PP. 

El portavoz de ERC, Gabriel Rufián, también ha atacado al Gobierno. "Las negociaciones en política se sudan, no se esperan. Ustedes juegan constantemente a la geometría variable bajo un axioma falso: o yo o la nada", ha arremetido para explicar el fracaso de la negociación que, según dijo Rufián, llevará a su partido a votar otra vez en contra de la alarma.  

Sánchez tacha al PP de "ultraderecha"

En su última intervención, Sánchez ha arremetido contra el Partido Popular, que ha calificado de "ultraderecha". "Señor Casado, entre la unidad y la ultraderecha, ha elegido a la ultraderecha. La realidad es que con el voto en contra del PP está dimitiendo de la principal responsabilidad que tiene como líder de la oposición, la responsabilidad de estado, de salvar vidas. Usted no tiene ningún argumento para oponerse a la prórroga del estado de alarma", ha lanzado Sánchez. 

Sánchez ha acusado a Casado y Abascal de querer "utilizar" el virus para "derrocar un gobierno legítimo". Acto seguido, ha reiterado que su intención es acabar la legislatura en el plazo de cuatro años. "Cuatro años", ha repetido una y otra vez el presidente del Gobierno. 

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba