El príncipe Guillermo de Inglaterra ha asegurado este lunes que su hijo, Jorge, que tiene cuatro semanas, es "algo travieso" y señaló que "lo está haciendo muy bien por ahora". El duque de Cambridge indicó que el bebé "crece bastante rápido" y que "no le gusta dormir demasiado". El principe espera volver a su trabajo como piloto de helicópteros para recuperar un poco el "sueño perdido" "Bueno, como los padres ya saben, estoy realmente deseando volver al trabajo para recuperar algo de sueño. Solo espero que los primeros turnos a mi regreso no sean de noche", explicó el príncipe.

Su esposa, la duquesa de Cambridge, Catalina, dio a luz el pasado 22 de julio en el hospital St.Mary de Londres a Jorge, que desde entonces es el tercero en la línea de sucesión al trono británico. El hijo del príncipe Carlos y la fallecida Diana de Gales confesó, además, que había cumplido con la tradición de cambiar el primer pañal al bebé. "Es como una prueba de valor", bromeó. También comentó sus sensaciones en el momento en el que su hijo fue enseñado al mundo, en las escaleras del hospital londinense.

"Estás encantado de mostrar a tu nuevo niño y, ya sabes, proclamar que es el más guapo y el mejor en todo. Fue bonito notar que la gente quisiese ver a Jorge, estoy contento de que no se pusiese a gritar todo el rato", agregó. Al referirse a su esposa Guillermo dijo que está haciendo un "trabajo fantástico" como mamá. Por ahora, agregó, sus prioridades son "Catalina, el pequeño Jorge y Lupo", en referencia al perro de la familia.