España

La 'patronal' de las ONGs del cáncer sufre por las últimas estafas: "Por un caso aislado pagamos todos"

"Tenemos miedo de que nos metan a todos en el mismo saco", dicen desde la Asociación Española Contra el Cáncer

La ministra de Sanidad Luisa Carcedo (2i) participa en la mesa de cuestación de la Asociación Española la contra el Cáncer
La ministra de Sanidad Luisa Carcedo (2i) participa en la mesa de cuestación de la Asociación Española la contra el Cáncer Efe

"Es muy injusto que, por un caso aislado, donde prima la falta de humanidad de unos, paguemos todos", dice notablemente enfadada Esther Díez, portavoz de la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC), en conversación con Vozpópuli, mientras su ONG empieza a celebrar su tradicional cuestación anual.

Se refiere al escándalo destapado alrededor de la red de la asociación Lincenci contra el cáncer infantil y de Bomberos Unidos Gestión Pymes, que presuntamente estafó a unas 7.000 empresas y 20.000 personas hasta cinco millones de euros en donaciones que, se suponía, iban dirigidas a la lucha contra el cáncer infantil y las ayudas frente a catástrofes humanitarias, y acabaron en chalets y coches de lujo.

"Tenemos miedo de que nos metan a todos en el mismo saco", dice Díez, en representación de la mayor ONG española relacionada con la lucha contra el cáncer. Insiste en que el lío desparramado por la entidad aragonesa es una pequeña mancha en el océano de gente altruista, que hace una contribución "imprescindible" a la búsqueda de soluciones para un mal que este año sumará otros 277.234 afectados a una lista de más de 700.000 afectados nuestro país, según estimaciones de la Sociedad Española de Oncología Médica

56 millones en 334 proyectos y 1.000 profesionales

La AECC incide así en la importancia "fundamental" que tiene la solidaridad de las personas. "En nuestro caso, el 93% de nuestra financiación procede de manos privadas, y solo el 7%, de ayudas públicas", asegura Díez. El 40% de la financiación procede de las cuotas que aportan mensualmente unos 400.000 socios.   

Así las cosas, la entidad declara tener invertidos unos 56 millones de euros en unos 334 proyectos de investigación diferentes. En la cuestación del año pasado se recaudaron cerca de seis millones de euros, que sirvieron, según informa la asociación, para beneficiar a 1.770.919 personas con sus programas de prevención, y atender a casi 500.000 pacientes y familiares. Ello, gracias al trabajo de unos 1.000 profesionales y 25.000 voluntarios. No existe en España otra ONG con semejantes volúmenes.

Auditorías de Deloitte

"En España hay muchas asociaciones pequeñas, que no reciben fondos públicos, y hay que revisar si tienen auditadas sus cuentas", dice Díez. "Tenemos una auditoría interna y externa de las cuentas", remarca, a la vez que insiste en que ese debe ser el criterio para los donantes. 

La AECC ha publicado en su página web las auditorías efectuadas por la consultora Deloitte, que ha aprobado las cuentas correspondientes a los ejercicios 2015, 2016 y 2017. Según apuntan las mismas, los ingresos de la ONG tienden a crecer año a año: 7,6 millones en 2015, 8,5 en 2016 y 13,5 en 2017. En la misma línea, los gastos en ayudas monetarias para investigadores y proyectos crecieron de 6,9 millones en 2015 a 9,6 en 2017 mientras que los de personal pasaron de 395.000 a 524.000.

Crítica a la financiación de la Industria

Uno de los informes más importantes que ha patrocinado la AECC en el último tiempo ha tenido que ver con una pesquisa pionera sobre el impacto de la inversión en la investigación del cáncer.

El estudio, publicado a finales del pasado año, apuntaba que "en España, el 76% de los ensayos clínicos en el ámbito del cáncer son patrocinados por la industria, frente al 49% en Francia, 56% en Países Bajos, 62% en Italia o 65% en Reino Unido...", y que son Novartis Pharmaceuticals, Hoffmann-La Roche, Pfizer, Bristol-Myers Squibb y AstraZeneca las principales beneficiarias.

Así, el informe de la AECC denunciaba los efectos que achacaba al elevado peso de la financiación privada comercial en la investigación.

"La preeminencia de la industria en la investigación clínica tiene efecto en el tipo de investigación que se realiza, muy centrada en nuevos fármacos. La diversidad de tipologías de intervención de los ensayos clínicos es mayor cuando el investigador principal pertenece a un hospital o una institución de investigación que cuando pertenece a la industria", apuntaba el estudio. "Los cánceres de hígado, estómago, sistema digestivo, aparato urinario, oral y nasofaríngeo, pulmón y laringe, y páncreas, entre otros, parecen recibir un volumen de financiación relativamente inferior a su carga social (incidencia y mortalidad); y los cánceres de aparato urinario, estómago, sistema digestivo, hígado y páncreas son objeto de un número de ensayos clínicos relativamente inferior a su carga social".

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba