El procurador de Ciudadanos por Burgos, José Ignacio Delgado, no ha acudido este lunes al Pleno en las Cortes de Castilla y León que debate la moción de censura del PSOE contra el Gobierno del popular Alfonso Fernández Mañueco. Falta por prescripción médica, aunque inicialmente había indicado que iría pese a haber pasado la covid-19.

Delgado, según apunta Servimedia, que fue dado de alta el 18 de marzo, había trasladado su intención de asistir al Pleno para votar en contra de la moción de censura a la Junta presidida por Alfonso Fernández Mañueco.

El parlamentario estuvo ingresado en un hospital desde el 2 de marzo, nueve días en la unidad de cuidados intensivos y cinco en planta, hasta que fue dado de alta.

Por Ávila se abstendrá

El procurador de Por Ávila en las Cortes de Castilla y León se abstendrá en la moción de censura "como consecuencia de la falta de compromiso por parte de las formaciones políticas mayoritarias con esta provincia", ha anunciado en un comunicado que recoge Europa Press.

El Comité Ejecutivo de Por Ávila ha analizado "las conversaciones mantenidas hasta última hora" con los representantes tanto del PSOE como del PP, a las que se les ha demandado "inversiones para Ávila, algo que ninguno de los dos partidos políticos mayoritarios en las Cortes regionales ha ofrecido".

Dicen que desde que llegó su procurador a las Cortes "el único objetivo ha sido sacar la provincia abulense del olvido al que ha estado sometida de manera reiterada por los gobiernos central y autonómico", y que esa pretensión "se mantiene, sin pedir a cambio ni sillones ni prebendas, y se mantiene también en un momento como el actual, en el que todas las formaciones políticas en todas las instituciones deberían tener un único y claro reto" como hacer frente a la pandemia.

El presidente de Por Ávila, José Ramón Budiño, ha lamentado que "los representantes mayoritarios antepongan sus intereses partidistas a cualquier otra circunstancia" y, sobre todo, que "se haga en las actuales circunstancias, cuando la primera preocupación de las instituciones y de los representantes de los ciudadanos deberían ser, precisamente, los habitantes de este territorio".

De la misma forma, ha incidido en que, "gobierne quien gobierne, el voto de Por Ávila contará más que nunca para dar estabilidad al Gobierno, siempre y cuando se garanticen inversiones para la provincia".