Nuevo informe de la Guardia Civil Los líderes del 'procés' actuaban como un grupo "de delincuencia organizada"

La Policía Judicial informa de que los cabecillas mantenían "diálogos surrealistas" y utilizaban también sistemas de comunicación que no se podían intervenir: "Mensajes con autodestrucción en segundos" y "correos electrónicos con borrado casi inmediato"

Imagen de la celebración de la independencia en el Parlament
Imagen de la celebración de la independencia en el Parlament EFE

El último informe de la Guardia Civil que analiza el grado de cumplimiento de la 'hoja de ruta' soberanista hacia la independencia de Cataluña concluye que los cabecillas del 'procés', cuyas llamadas de teléfono y mensajes fueron interceptados por orden judicial, se comunicaban entre ellos "con un lenguaje propio de la delincuencia organizada", según especifica el documento, al que ha tenido acceso Vozpópuli.

En concreto, al analizar el contenido de las grabaciones los guardias han detectado que los líderes soberanistas utilizaban sistemas de comunicación que no se podían intervenir: "Mensajes de Telegram con autodestrucción en segundos", "correos electrónicos con borrado casi inmediato" y mensajes de "Whatsapp".

Los agentes que realizan el informe resaltan, en este sentido, que los cabecillas mantenían "diálogos surrealistas", pues evitaban dar nombres, aludiendo a sus actividades con las palabras "esto", "eso" o "aquel", y "sin concretar en ningún momento el objeto, el asunto o la persona" a la que se referían.

Esta forma de comunicarse pone de manifiesto, según la Guardia Civil, que los implicados en el desafío soberanista utilizaron un "lenguaje convenido propio de la delincuencia organizada".

"Técnicas policiales"

Además, el 'modus operandi' de los imputados demostraría, siempre según las conclusiones de la Policía Judicial, "un cierto grado de conocimiento de las técnicas policiales de investigación, por lo que no es descartable que dispusiesen de asesoramiento en esa materia", destaca el documento.

Josep Maria Jové (i) y Lluis Salvadó
Josep Maria Jové (i) y Lluis Salvadó Andreu Dalmau

En este sentido, la Guardia Civil recuerda que en los documentos interceptados a Josep Maria Jové Lladó, el número dos de Oriol Junqueras en la Conselleria de Economía, en concreto en la 'hoja de ruta' o 'Enfocats' y en la agenda 'Moleskine', se otorga gran importancia a los Mossos d'Esquadra, un colectivo que los independentistas querían controlar como una de las estructuras clave para formar un nuevo Estado.

Trapero "proporciona apoyos a individuos imputados en unas diligencias judiciales, y no con intención de apoyar la investigación judicial, sino más bien para dar apoyo a los investigados"

La Policía Judicial destaca también en su atestado que la actitud de los Mossos fue "sorprendente", porque sus actuaciones "denotan una clara orientación hacia los fines que persigue el proceso ilegal secesionista".

Asimismo, el contenido de una conversación entre Josep Maria Jové Lladó y su mujer, convence a la Guardia Civil que en el informe destaca que el entonces 'major' de los Mossos, Josep Lluis Trapero, "proporciona apoyos a individuos imputados en unas diligencias judiciales, y no con intención de apoyar la investigación judicial, sino más bien para dar apoyo a los investigados".



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba