El Tribunal Superior de Justicia de Cantabria ha avalado este viernes el toque de queda nocturno solicitado por el Gobierno regional en 56 localidades cántabras. Por su parte, el Tribunal Superior de Justicia de Extremadura ha rechazado la limitación de la movilidad de 1:00 a 6:00 que el Ejecutivo había solicitado para Plasencia, Montehermoso y Jaraíz.

La Justicia cántabra permite esta medida que se aprobará para intentar contener el enorme ritmo de contagios de coronavirus que se está produciendo en la comunidad en las últimas fechas. La restricción comenzará a la 1:00 y terminará a las 6:00, franja en la que solo se podrá estar fuera de casa por motivos laborales o excepcionales.

La Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Cantabria considera que las medidas son “proporcionadas”, “necesarias” y “equilibradas”. Los magistrados entienden que “la transmisión comunitaria está descontrolada y se está generando una ola epidémica con las incidencias más altas jamás registradas en Cantabria”.

Criterio distinto

Mientras tanto, la Justicia extremeña ha autorizado los cierres perimetrales que había solicitado la Junta de Extremadura esta mañana tras la reunión del Consejo de Gobierno para Trujillo, Montehermoso y Jaraíz de la Vera, pero no ha ratificado el toque de queda.

La Sala ha acordado que no ha lugar al “no superar el juicio de proporcionalidad tanto en la adopción de la medida en relación con otras medidas previas que puedan adoptarse como en la imprescindibilidad de la medida para lograr el beneficio buscado”. 

Además, añade que la limitación de la 'deambulación' durante el horario propuesto supone, “una verdadera restricción del derecho fundamental de libertad de deambulación, afectante al núcleo esencial de dicho derecho, por cuanto se traduce en la práctica en un auténtico confinamiento domiciliario durante cinco horas”

Cataluña limita la movilidad

El Tribunal Superior de Justicia de Cataluña ha dado el visto bueno este viernes el toque de queda entre la 1:00 y las 6:00 que la Generalitat había pedido este miércoles para los 161 municipios con más riesgo de contagio. La medida estará en vigor una semana, hasta el 23 de julio, cuando el Govern actualizará la lista de las poblaciones afectadas.

La Generalitat quiere aplicar el toque de queda a aquellos municipios de 5.000 o más habitantes con una IA de más de 400 casos por 100.000 habitantes. En total, la medida puede afectar a más del 80% de los ciudadanos de Cataluña, es decir, a unos seis millones de personas.