El vicepresidente del Gobierno de Baleares y conseller de Transición Energética, Sectores Productivos y Memoria Democrática, Juan Pedro Yllanes, ha confirmado este miércoles que actualmente hay 16 estudiantes del 'megabrote' asociado a viajes de estudios a Mallorca que están fugados.

En declaraciones a La Sexta, Yllanes ha indicado que, además de los tres estudiantes que se fugaron el pasado sábado a la Península, hay otros 13 más: 12 de Andalucía y uno de Madrid.

En este sentido, el vicepresidente ha recordado que otros dos jóvenes salieron este martes por la noche del hotel puente Palma Bellver acompañados de una persona adulta. Uno de ellos, mayor de edad, regresó por voluntad propia, pero el otro está guardando cuarentena en casa de un conocido.

La juez ordena 'liberar' a los alumnos no contagiados

El Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 3 de Palma ha decidido no ratificar el confinamiento forzoso de parte de los jóvenes aislados en el hotel Palma Bellver por el 'macrobrote' asociado a viajes de fin de curso a Mallorca; en concreto, no ratifica el confinamiento de las personas que hayan dado negativo o a las que no se les ha practicado la prueba.

Según las cifras proporcionadas esta mañana por el Govern, esto afectaría a 181 jóvenes aislados en el hotel puente. La resolución es ejecutiva y significa que estos 181 alumnos ya pueden abandonar el hotel. Otros 51 estudiantes alojados en este hotel sí habían dado positivo y deberán quedarse.

La juez toma esta decisión señalando que el Govern no ha acreditado que estas personas sean contactos estrechos de los jóvenes contagiados en el brote detectado, y por ello considera que no es una medida proporcionada al limitar un derecho fundamental.

La juez sí avala confinar a aquellas personas que hayan dado positivo en una prueba de coronavirus. Por otra parte, requiere al Govern balear que informe al Juzgado cada cinco días de la evolución de cada una de las personas afectadas para revisar el confinamiento.