El Gobierno alemán se dispone a recalificar a España, así como a Países Bajos, como zonas de alto riesgo de contagios con la covid-19, según informa hoy el diario berlinés "Morgenpost".

De confirmarse, ello implicaría que los viajeros sin la pauta completa de vacunación o recuperados de la enfermedad quedarán en cuarentena al ingresar en Alemania por un periodo de 10 días, que puede reducirse a cinco si al quinto día se presenta una prueba PCR negativa.

Alemania ya situó a España como zona de riesgo simple en junio, una categoría que no implicaba en la práctica consecuencias para los viajeros.

La revisión de la calificación de zonas de riesgo se anuncia oficialmente los viernes de manera habitual. Se rige por los criterios del Instituto Robert Koch de virología (RKI), que a continuación asume e implementa Ministerio de Asuntos Exteriores.

"Preocupante dinámica"

La propia canciller, Angela Merkel, alertó este jueves de la "preocupante dinámica" que representa el aumento continuado y reciente de nuevas infecciones de covid-19 e instó a la población a vacunarse.

"Cada vacuna es un paso de regreso a la normalidad", valoró la canciller, quien insistió en que el objetivo de las autoridades es evitar una sobrecarga del sistema sanitario alemán como consecuencia de un nuevo incremento de los contagios.

Merkel recordó que el crecimiento de casos que registra Alemania en los últimos días es "exponencial" y pidió a la población que siga respetando las medidas de precaución, como el uso de mascarillas y el mantenimiento de las distancias, para evitar que se disparen los contagios.

La advertencia de Merkel llega después de que el RKI confirmara este jueves el continuado aumento de nuevos contagios de covid-19, hasta los 12,2 casos semanales por cien mil habitantes.

Hace unas semanas, se había logrado rebajar el nivel a los cinco casos en siete días, pero a partir de ahí empezó a subir de nuevo, de manera hasta ahora leve, pero continuada.

El máximo nivel a escala de un "Land" se registra ahora en la ciudad-estado de Berlín, con 22,5 casos. A partir de una incidencia acumulada de 35 casos se empiezan a adoptar medidas especiales restrictivas a escala territorial.