Cataluña

Torra reconoce su culpa en el juicio de los lazos amarillos : "Sí, desobedecí"

El presidente catalán ha asegurado que era "imposible obedecer una orden ilegal" dictada por un organismo que no tenía la competencia, en referencia a los requerimientos de la Junta Electoral Central para que retirara los símbolos independentistas

Quim Torra en el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña
Quim Torra en el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña EFE

"Sí, desobedecí". Así ha contestado Quim Torra cuando su abogado Gonzalo Boye le ha preguntado sobre si había cumplido el requerimiento de la Junta Electoral Central (JEC) para que retirara los lazos amarillos de los edificios públicos. El presidente de la Generalitat de Cataluña ha reconocido de esta forma su culpabilidad durante el juicio que se celebrado este lunes en el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), y ha explicado que "no" quitó los símbolos porque considera que era "imposible obedecer una orden ilegal" dictada por un organismo que no tenía la competencia para tomar esa decisión.

“Llegué a esa conclusión porque la JEC no es un órgano jerárquico superior al presidente de la Generalitat, en absoluto. Y segundo porque [yo] no tenía ninguna competencia en ese caso. Recordar que eran unas elecciones a las Cortes españolas y la Generalitat no tenía ninguna participación en ese proceso electoral”, ha completado el presidente catalán.

Torra, que cree que los componentes de la Junta Electoral Central (JEC) han podido prevaricar al ordenarle quitar los símbolos independentistas, ha asegurado que la frase "presos políticos" que se podía leer en pancartas instaladas en los edificios de la Generalitat durante la campaña electoral de abril "no es partidista" ya que, según su testimonio, "no es una expresión política, sino una manera de expresarse dentro de la libertad de expresión".

En el mismo sentido, el procesado ha declarado que los lazos amarillos y las esteladas "son cosas distintas. Los lazos amarillos ya se lucían durante la Guerra de Sucesión", ha destacado Torra, que de forma textual ha declarado: "Niego que sean partidistas ni propaganda".

Quim Torra a su llegada al Tribunal Superior de Justicia de Cataluña
Quim Torra a su llegada al Tribunal Superior de Justicia de Cataluña EFE

En su declaración el mandatario catalán ha rechazado contestar al fiscal Francisco Bañeres. Y en el caso de Vox se ha negado a responder al abogado Juan Cremades al asegurar que "este país ha sufrido 40 años de dictadura franquista y por eso no voy a contestar a la acusación". Esta frase provocó la intervención del juez Jesús María Barrientos, que ha apuntado que no iba a permitir ninguna "manifestación ofensiva o descalificadora a ninguna de las partes".

"Anomalía democrática"

De esta forma, Quim Torra reconoce que no hizo caso a la Junta, y mantuvo en el periodo electoral de las generales del 28 de abril de 2019 en el Palau y en edificios públicos de la Generalitat esteladas, pancartas con el lema 'Libertad presos políticos' y lazos amarillos.

Quim Torra en el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña
Quim Torra en el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña EFE

Torra ha declarado ante los magistrados Jesús María Barrientos, Mercedes de Armas y Joaquín Elías después de que su letrada Isabel Elbal asegurara durante las cuestiones previas a la vista oral que su cliente no va a tener "un tribunal imparcial: Es una anomalía democrática, esto hay que evitarlo”, ha zanjado la letrada, que considera que no va a tener un juicio justo.

Mas y Artadi

El juicio ha comenzado a las 9:00 horas de la mañana después de que el presidente fuera recibido con esteladas en el Paseo Lluís Companys, frente al TSJ catalán, por dirigentes independentistas como Artur Mas, Elsa Artadi o Eduard Pujol. Apenas tres centenares de radicales le esperaban con esteladas desde las 8.30 horas delante del Arco del Triunfo barcelonés y justo delante de la sede del Tribunal Superior de Justicia catalán.

Año y ocho meses

La Fiscalía Superior de Cataluña pide su inhabilitación por un año y ocho meses por un presunto delito de desobediencia a la Junta Electoral Central (JEC) y una multa de 30.000 euros.

La acusación popular ejercida por Vox solicita para el presidente una multa de 72.000 euros y la inhabilitación para empleo o cargo público por un plazo de dos años, que incluye su inhabilitación para el ejercicio de funciones de gobierno o de cualquier otro cargo público de ámbito local, autonómico, estatal o europeo.

Concentración de apoyo a Torra a las puertas del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña
Concentración de apoyo a Torra a las puertas del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña Tono Calleja

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba