Política

Comentario de texto y un examen de Lengua: la facilidad de ser universitario con más de 45

El sistema educativo español ofrece a los mayores de 45 años la posibilidad de acceder a la universidad mediante pruebas de un bajo nivel de dificultad. También a los mayores de 40 que acrediten su experiencia

Universidad española.
Universidad española. Efe

Aunque están muy lejos de ser el perfil mayoritario de la clase, cada año aumenta el número de adultos que deciden acceder a la universidad. Las facilidades para estudiar una licenciatura para las personas mayores de 40 años, así como los simples requisitos para quienes han superado los 45, son en gran medida los motivos que impulsan a muchos españoles a querer sacarse una carrera.

El sistema de acceso universitario español permite a los mayores de 40 años cursar estudios superiores en la universidad, siempre que estén relacionados con el área en el que tienen experiencia laboral, algo que tendrán que acreditarmediante una Prueba de Acceso a la Universidad. Esta se divide en dos fases: una de valoración de la experiencia y otra que consiste en una entrevista personal.La realización y superación de la prueba -en la que se valoran aspectos como la adecuación al perfil del grado universitario, la experiencia profesional o la formación complementaria-sólo es válida en la universidad en la que se realiza la prueba, ya que es cada institución la que establece los criterios de acreditación y el ámbito de la experiencia laboral y profesional en relación con cada una de las enseñanzas.

En el caso de los que tienen más de 45 años y no puedan acreditar experiencia profesional, ni poseen titulación académica, las facilidades para acceder aún son mayores. El sistema educativo español ofrece la posibilidad de hacer una prueba de acceso adaptada para realizar cualquier estudio universitario en España.

Los que tienen más de 45 años y no pueden acreditar experiencia profesional ni poseen titulación académica pueden ir a la universidad mediante una prueba de acceso adaptada 

La prueba, que suele celebrarse en los meses de mayo y junio, consiste en dos ejercicios: un comentario de texto (en algunas universidades puede ser desarrollar un tema general de actualidad) y un examen de lengua castellana. También se les hace una entrevista personal. En su caso, además, pueden presentarse a sucesivas convocatorias si desean subir nota para acceder al grado que les interesa.

De ser considerados aptos, y habiendo obtenido un 5 en la prueba de acceso, los solicitantes ya tienen las puertas abiertas de la universidad. Dentro del marco establecido por las distintas administraciones educativas, las universidades son las encargadas de organizar las pruebas de acceso. Así, tanto la metodología, el desarrollo y los contenidos de los ejercicios como los criterios y fórmulas de valoración vienen establecidos por cada administración.

Para quienes no se atreven a dar el paso cabe recordar la experiencia de Miguel Castillo, el notario valenciano jubilado que, con 80 años, estudia Historia en la Universidad de Valencia y para completar su carrera decidió irse de Erasmus este año. Los mayores de 65 también están encontrando en la universidad una buena forma de pasar el tiempo libre una vez jubilados.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba