España

La prima del Rey al juez Velasco: “Antes nos enseñaban a no interesarnos por el dinero y preguntar”

El juez Velasco imputa a Inés de Borbón y Borbón un delito de cooperación al blanqueo de capital por dos movimientos que tuvieron lugar en su cuenta en Suiza, en 2012, y que presuntamente permitieron a Francisco Granados y David Marjaliza "lavar" fondos y ponerlos a salvo en el país helvético. En el interrogatorio, la prima del Rey Juan Carlos afirma que no está al tanto de estos movimientos, así como que desconoce el dinero que tiene en este depósito.

El juez Eloy Velasco, en una imagen de archivo
El juez Eloy Velasco, en una imagen de archivo EFE

Inés de Borbón y Borbón, la prima del Rey Juan Carlos a la que el juez Velasco imputa un delito de cooperación al blanqueo de capital, afirmó durante el interrogatorio al que fue sometida el pasado 3 de febrero en la Audiencia Nacional que desconoce los movimientos que se registraron en su cuenta en Suiza en 2012, que presuntamente ayudaron a Francisco Granados y a David Marjaliza a blanquear 37.000 euros en efectivo a través de una empresa pantalla en un paraíso fiscal. En su declaración, asegura que no es consciente de la cantidad exacta de dinero que guarda en el país helvético y que no está al tanto de las supuestas actividades ilícitas que realizaba el colaborador de los cabecillas de la Púnica en esta operación de lavado, Javier Martín. “Me traía el dinero, firmaba y ya está”, sentencia.

La interrogada detalló al juez que una vez al mes, durante al menos 5 años, este extrabajador del banco Lombard Odier acudía a su domicilio, en Madrid, para entregarle sumas de entre 5.000 y 10.000 euros “en billetes de 50”.  El magistrado sospecha que una parte de ese dinero no procedía de Suiza, sino de otros clientes que previamente le habían entregado el dinero en España para que lo trasladara al país helvético sin declararlo a la Hacienda pública.

De Borbón aseveró que los fondos de esta cuenta bancaria proceden de una herencia que recibió de su padre, Alfonso de Borbón-Dos Sicilias y Borbón a su fallecimiento, en 1964. Eso sí, no sabe cómo acumuló el dinero –pues no tenía actividad conocida- ni cuánto se quedó cada uno de los tres hermanos.

P: ¿Cuántos reciben la herencia?

R: Los 3 hermanos. Uno ya está muerto (Carlos).

P: ¿De qué deja esta herencia su padre?

R: Era infante de España y, entonces, cuando lo echaron en la República se tuvo que ir a Suiza a vivir. Y no preguntamos (por el origen del dinero), no nos dejaban.

P: ¿Qué actividad económica tenía su padre?

R: Que yo sepa ninguna. No lo sé. Lo siento.

Preguntada acerca de los datos que tiene la Agencia Tributaria sobre su patrimonio en Suiza, la prima del Rey Juan Carlos manifestó que lo regularizó en 2012 mediante el modelo 720 de la Declaración de Bienes y Derechos en el Extranjero. En este sentido, declaró que no posee más cuentas en el extranjero, ni es titular de ninguna sociedad en América. Esto último, lo preguntaron los instructores del caso a colación de la salida de dinero que registró el depósito de Inés de Borbón en 2012, en forma de transferencia a la cuenta que en el banco UBS tenía abierta la sociedad costarricense Droz & Co, de la que era beneficiario último David Marjaliza.

Inés de Borbón asegura que informó a la Agencia Tributaria en 2012 acerca de su cuenta en Suiza

Su relación con el colaborador de Granados y Marjaliza

A Javier Martín, extrabajador de Lombard Odier y representante de la entidad de inversión suiza Probus Compagnie SA (Probus), lo define como un amigo al que dio plenos poderes sobre su cuenta corriente. “Confiaba especialmente en él”, reconoce la interrogada, que incide en que ni tiene constancia del dinero que atesora en ese país europeo, ni de los movimientos que se han producido en su cuenta.

P: ¿Puede ser que Javier Martín manipulara e hiciera movimientos de compensación con otros países usando sus cuentas?

R: No lo sé.

P: Es que me dice que no tiene extractos de los movimientos de su cuenta. ¿Cómo se entera usted de los movimientos?

R: Me traía el dinero, firmaba y ya está.

P: ¿Y cómo sabe usted lo que le quedaba en Suiza?

R: No lo sé. (…)

P: Usted cuando llegaba Javier a casa, ¿firmaba algún papel?

R: Sí, cuando me entregaba el dinero. No recuerdo qué era porque no leía lo que ponía.

Según publicó Vozpópuli el pasado abril, el abogado defensor de Inés de Borbón presentó ante el juez un escrito que incorpora un acta suscrita el pasado 4 de febrero ante una notaría de Ginebra por Javier Martín en el que éste admite haber sido el responsable de dichos movimientos. "En dos ocasiones compensé la operación de reintegro de efectivo a doña Inés con solicitudes de ingresos que hicieron otros clientes, de forma que yo entregué a doña Inés el dinero solicitado en efectivo que me facilitó otro cliente e hice firmar a doña Inés un documento de transferencia por idéntica cantidad en favor de una cuenta del otro cliente que ella suscribió en la creencia de que se trataba de un impreso de solicitud de reintegro", detalla el empleado de Probus en su confesión ante fedatario público con el que describe una típica operación de blanqueo por compensación.

Javier Martín también asegura que la prima del rey Juan Carlos "no conocía el destinatario de las compensaciones y que no obtuvo ningún beneficio o ganancia por esas operaciones [...] cuya existencia ignoraba y que siempre consideró como reintegros ordinarios de efectivo contra su propia cuenta corriente".



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba