Estados Unidos incrementa la presión sobre Huawei. Si hace sólo cinco días Donald Trump vetaba al fabricante chino como socio para el despliegue de las futuras redes 5G en Estados Unidos, Google ha decidido dejar a los teléfonos móviles de la marca sin actualizaciones, tal y como publica Reuters.

El negocio de la venta de terminales es la mitad de la facturación de Huawei. En total, durante 2018 comercializó 200 millones de terminales en todo el orbe.

¿Qué sucederá con tu teléfono móvil a partir de ahora si eres usuario de un dispositivo móvil de la enseña de Shenzhen? Vayamos por partes.

Corto plazo

La decisión, en el corto plazo, no debería suponer absolutamente nada en cuanto al funcionamiento de tu terminal. La información hace referencia a lo que sucederá a partir de ahora.

Tu equipo funcionará con normalidad, no habrá nada anómalo en su comportamiento. La decisión tomada por Google afectará pasado un tiempo, que tiene que ver con el de la llegada -o más bien no llegada- de actualizaciones.

Seguridad

Las actualizaciones solucionan problemas en el uso normal del teléfono móvil. Reajustan la cámara, mejoran la conectividad a las antenas móviles, la conexión bluetooth...

Estas actualizaciones se realizan en función de lo que reportan los usuarios, o de lo que envían los teléfonos de forma automática al fabricante cuando le damos permiso. Entre las cosas que solucionan también está la seguridad.

"Las actualizaciones son muy importantes de cara a la seguridad del teléfono, porque lo protegen frente a fallos reportados. Lo que debería hacer Huawei es intentar hacer sus propias versiones a partir de la versión de Android de código abierto", explica el hacker ético Deepak Daswani.

Sin Youtube ni Google Maps

Las próximas actualizaciones -que no recibirás- podrían pulir aspectos de aplicaciones propiedad de Google, caso de Gmail, Youtube o Google Maps. La imposibilidad de descargarlas puede hacer que dejen de funcionar en tu terminal.

Las siguientes versiones del sistema operativo de Google para móviles (a partir de Android 10 Q) directamente no contarán con aplicaciones propiedad de Google, como es el caso de las tres mencionadas anteriormente.