Los Masaveu, posiblemente la mayor fortuna familiar de Asturias, registró en 2020 pérdidas en patrimonio por importe de 114 millones de euros, debido a la caída del valor de sus inversiones en Santander, Liberbank y Bankinter, por el impacto del coronavirus en Bolsa.

La cantidad es cercana al valor que el grupo familiar, una de las corporaciones empresariales más antiguas de España, otorga a su colección de obras de arte y antigüedades, 127 millones de euros.

Corporación Masaveu, el holding que agrupa las inversiones de la familia asturiana en diversos negocios, explica en sus cuentas del ejercicio 2020 que la crisis económica y sanitaria provocada por el coronavirus no generó "impactos negativos significativos en la situación financiera y patrimonial y los flujos de efectivo" de la sociedad.

Fernando Masaveu es uno de los principales accionistas de Liberbank y Bankinter, con más del 5% del capital

Pero sí en la "valoración de ciertas inversiones de las acciones cotizadas". La compañía, presidida por Fernando Masaveu Herrero, precisa que del importe de las pérdidas netas en patrimonio neto, 114,3 millones de euros "se corresponden con los valores que la sociedad tiene en Bankinter, Banco Santander y Liberbank" que se explican "por los impactos que el Covid-19 ha tenido en los mercados bursátiles".

El presidente de Corporación Masaveu es uno de los principales accionistas de Liberbank (donde posee el 5,7% del capital), y de Bankinter (con el 5,3%). También posee el 4,3% de Línea Directa, la aseguradora que ha sacado a Bolsa este año Bankinter.

En 2019 Corporación Masaveu registró unas pérdidas en patrimonio de 38,9 millones de euros; ese ejercicio el grupo, constituido como sociedad anónima en el año 1898, vendió acciones de compañías cotizadas por 31,5 millones, generando una plusvalía de 11,5 millones.

Colección Masaveu

El holding de los Masaveu, que emplea a 1.600 personas, con presencia en seis países y operaciones en otros 30, en el apartado de sus últimas cuentas dedicado a 'Otro inmovilizado', indica que tiene clasificadas "antigüedades, obras de arte y objetos artísticos y de adorno que no se amortizan cuyo importe asciende a 127,3 millones".

La Fundación María Cristina Masaveu Peterson es el primer accionista de Corporación Masaveu

La Colección Masaveu, una de las más importantes colecciones privadas de España, guarda obras atesoradas por cinco generaciones de la familia, con cuadros de El Greco, Zurbarán, Goya, Braque, Warhol, Hiepes, Antonio López o Barceló.

La colección de la familia asturiana es gestionada por la Fundación María Cristina Masaveu Peterson, que a su vez es el primer accionista de Corporación Masaveu, con el 41,38%. En octubre de 2019 la fundación inauguró una nueva sede en Madrid ubicada en un antiguo palacete rehabilitado.

Beneficios en 2020

A pesar del impacto registrado por Corporación Masaveu en la valoración de sus inversiones en Bolsa, el grupo terminó el pasado año con un beneficio de 25,5 millones (33,4 millones en 2019) e ingresos de 29,5 millones (28,8 millones un año antes).

A principios de año Masaveu acordó la venta de activos renovables al grupo chino Three Gorges, por 500 millones

Los Masaveu cerraron el pasado ejercicio con fondos propios por importe de 1.418,6 millones de euros y la compañía destinó 13 millones a dividendos. El grupo mantenía a 31 de diciembre de 2020 deudas con empresas del grupo de 245 millones (253 millones un año antes).

El grupo es propietario de empresas cementeras -Cementos Tudela, Morteros Tudela, General de Hormigones...-; está presente en el sector inmobiliario (cuenta, entre otros activos, con cinco edificios relevantes en Estados Unidos), el bodeguero, aparcamientos (gestiona más de 5.000 plazas distribuidas en Asturias, Cataluña, Galicia, Cantabria y Andalucía), y sanitario y educativo. 

A principios de este año el grupo Masaveu acordó la venta de activos renovables con capacidad de 400 megavatios al grupo estatal chino Three Gorges, en una operación valorada en 500 millones de euros.