WiBLE, el carsharing de Repsol y Kia, y Cabify han llegado a un acuerdo para habilitar el servicio de alquiler de coches por minutos en la aplicación del unicornio español. Esta opción, que ya está disponible para algunos usuarios de Cabify, se extenderá a todos a partir de la semana que viene.

A partir de este momento, además de desde la app de WIBLE, cualquier persona que disponga de la app de Cabify en su teléfono móvil podrá tener acceso a los 500 Kia Niro híbridos enchufables que la compañía de carsharing tiene repartidos por la Comunidad de Madrid.

El usuario realiza todo el proceso de alquiler del vehículo sin necesidad de salir de la app de Cabify, accediendo a ello desde la opción ‘Conducir’ en la barra inferior. Es decir, puede ver dónde se encuentran los coches de WiBLE y sus características, así como realizar la reserva y apertura, realizar el trayecto deseado visualizando en tiempo real por dónde discurre y finalizar el viaje, donde le indican el precio exacto del mismo.

Además, el usuario puede solventar cualquier incidencia que ocurra antes, durante o después del viaje solicitado a través de la app de Cabify. Se trata del primer acuerdo de estas características entre una compañía de carsharing y una de las principales empresas españolas de movilidad digital, que se suman para incrementar las opciones de sus usuarios.

Cabify: plataforma multimodal

“Este acuerdo nos permitirá tener presencia en una aplicación móvil líder en su segmento. Un paso más hacia la multimodalidad que ambas compañías vamos a afrontar conjuntamente desde nuestras plataformas para ofrecer a nuestros clientes el mayor número posible de alternativas en sus desplazamientos diarios”, comenta Carlos Blanco, CEO de WiBLE.

Juan de Antonio, CEO y fundador de Cabify, asegura que el objetivo de la compañía pasa por "redefinir la forma de movernos de la mano de un amplio abanico de alternativas que se adecúen a las necesidades de los usuarios en cada momento, mostrando las ventajas y las características de cada una de ellas".

WiBLE comenzó a operar a mediados de 2018 en Madrid, fue la primera en dar soporte a la periferia madrileña con presencia en Las Tablas, Pozuelo, Alcobendas, Majadahonda, La Moraleja o Villaverde, entre otros. Además, cuenta con una red exclusiva de parking privado en el centro de Madrid con 51 plazas distribuidas en once aparcamientos privados y 13 plazas en 5 estaciones de servicio de Repsol.

Cabify, por su parte, nace en Madrid en 2011 como una plataforma de VTC (vehículo de transporte con conductor), aunque actualmente ya permite solicitar desplazamientos en taxi, servicio de paquetería, conducir motos o patinetes eléctricos de MOVO, acceder al servicio de suscripción de bicicletas de Bive y, ahora, carsharing por minutos gracias al acuerdo con WiBLE.