Economía

Hutchison tira la toalla por O2 tras el batacazo de la Comisión y deja vía libre a Telefónica

El grupo chino Hutchison acordó en 2016 con Telefónica la compra de su filial en Reino Unido, O2, pero la Comisión Europea tumbó la operación por cuestiones de competencia. Este año el Tribunal de General de la UE ha sentenciado que la compra era legal

Un operario colocando un logo de O2.
Un operario colocando un logo de O2. Efe.

Hutchison tira la toalla por O2, la filial en Reino Unido de Telefónica, y no dará la batalla contra la decisión de la Comisión Europea de hace cuatro años que impidió una de las mayores operaciones en el sector de las telecomunicaciones, según se desprende de las declaraciones a Vozpópuli de portavoces de la multinacional china.

El gigante asiático, con sede en Hong Kong, acordó a principios de 2015 la compra de O2 con Telefónica, presidida entonces por César Alierta, en una operación valorada en 13.000 millones de euros. A Hutchison la adquisición le habría servido para instalarse a lo grande en el mercado europeo, y Telefónica hubiese conseguido con la venta reducir drásticamente su deuda, una pesada losa con la que carga desde entonces.

La Comisión Europea vetó esa operación a mediados de 2016, cuando se estrenaba en la presidencia de Telefónica José María Álvarez-Pallete, por estimar que atentaba contra la competencia.

"La transacción ha caducado, no tenemos más comentarios", dicen en Hutchison

La comisaria de Competencia, Margrethe Vestager,defendió la decisión europea de paralizar la venta de O2, preocupada "seriamente" por el hecho de que los clientes de telefonía móvil del Reino Unido "tuvieran menos posibilidades de elección y pagaran precios más altos", y que la transacción "perjudicara a la innovación en el sector de las comunicaciones móviles".

La comisaria europea de Competencia, Margrethe Vestager.
La comisaria europea de Competencia, Margrethe Vestager. MICHAEL REYNOLDS / EFE.

Sin embargo, el Tribunal General de la UE dictó sentencia el pasado 28 de mayo aclarando que aquella operación no atentaba contra la competencia, ya que la aplicación por parte de la Comisión de los criterios de evaluación de los efectos llamados unilaterales o no coordinados adoleció de diferentes errores de derecho y apreciación.

"El mero efecto de que se reduzcan las presiones competitivas sobre los demás competidores no basta por sí solo, en principio, para demostrar la existencia de un obstáculo significativo para una competencia efectiva en el marco de una teoría del perjuicio basada en efectos no coordinados", advirtió el pasado mes de mayo el tribunal europeo. 

Los efectos de la concentración sobre los precios estimados por la Comisión, explicó el Tribunal de Justicia de la UE, "no demuestra con un grado de probabilidad suficientemente elevado que los precios habrían experimentado un incremento significativo".

Operación caducada

Desde que se hizo pública la decisión del tribunal europeo, este diario ha mantenido contactos periódicos con portavoces de Hutchison en Hong Kong. La multinacional china, que había recurrido el veto de la Comisión Europea, comunicó al conocer el pasado mes de mayo la sentencia del Tribunal General de la UE, que la estudiaría y se pronunciaría al respecto más adelante.

Telefónica ha acordado la fusión de O2 con Virgin Media coincidiendo con la sentencia del tribunal europeo que da la razón a Hutchison

"Hutchison acoge con satisfacción la sentencia que confirma la apelación del Grupo y anula la decisión de la Comisión Europea en 2016 de prohibir la fusión entre Three UK [el vehículo de inversión de Hutchison] y O2 UK", informó el grupo chino. "Estudiaremos la compleja sentencia del Tribunal General en detalle y comentaremos más extensamente según corresponda a su debido tiempo", añadió en su comunicado.

Tienda de Hutchison en Londres.
Tienda de Hutchison en Londres. Hutchison.

Cinco meses después, parece que Hutchison ha asumido que no hay vuelta atrás, en un contexto geopolítico de incremento de los recelos de las potencias europeas y de Estados Unidos hacia las compañías tecnológicas chinas.

La Comisión Europea ha solicitado que se anule la sentencia del Tribunal General que recientemente ha aprobado el proyecto de compra de O2 por Hutchison

"La transacción ha caducado, no tenemos más comentarios", señalaron a este diario la pasada semana desde Hutchison, dando por finalizada la polémica. 

Este diario amplió ayer el lunes esta información con portavoces de Competencia de la Comisión Europea. "La Comisión considera respetuosamente que, en estas cuestiones, el Tribunal General cometió una serie de errores de Derecho y ha requerido al Tribunal de Justicia de la UE que anule la sentencia del Tribunal General al respecto".

En caso de que Hutchison notifique una nueva transacción que implique la adquisición de la filial de Telefónica en Reino Unido, "la Comisión la evaluaría", informaron desde Bruselas.

Fusión con Virgin Media

Coincidiendo prácticamente en el tiempo con la comunicación de la sentencia del tribunal europeo, Telefónica anunció un acuerdo alcanzado con el grupo Liberty para fusionar O2 con Virgin Media.

La fusión de O2 con Virgin Media tiene que contar con el visto bueno de la comisaria de Competencia, Margrethe Vestager

La operación, aplaudida por analistas y también por el mercado, dará lugar al primer operador en ingresos por servicios en Reino Unido; O2 y Liberty sumarían un 34% de cuota según Goldman Sachs, frente al 32% que posee BT, el 18% de Vodafone y el 9% de Three.

Ahora, de nuevo, la operación debe contar con el visto bueno de la Comisión Europea y de Margrethe Vestager.

José María Álvarez-Pallete, presidente de Telefónica.
José María Álvarez-Pallete, presidente de Telefónica. Efe.

Telefónica presentó formalmente el proyecto de fusión de O2 y Virgin Media el pasado 30 de septiembre para su aprobación ante la Comisión Europea, y Bruselas se ha dado hasta el próximo día 19 de noviembre para pronunciarse al respecto.

La fusión y el Brexit

En la actualidad, a la hora de aprobar o no la fusión de O2 y Virgin Media, otro factor geopolítico puede afectar a la transacción: el Brexit.

Reino Unido reclama las competencias para aprobar la fusión de la filial de Telefónica con Virgin Media

Las negociaciones entre Telefónica y Hutchison sobre O2, y la decisión de la Comisión Europea de impedir la operación, se produjeron meses antes de que ocurriera lo que muchos entonces no podían prever, que los británicos votaran en referéndum a favor de la salida de Reino Unido de la UE.

La pasada semana la Autoridad de la Competencia y los Mercados de Reino Unido (CMA, sus siglas en inglés) solicitó a la Comisión Europea que le remita el análisis de la fusión.

La CMA advirtió en un comunicado que, ahora, dado que la posición comunitaria ya no es relevante por el inminente fin del periodo de transición para la salida de Reino Unido de la Unión Europea, debe ser el regulador de la competencia británico el organismo que se pronuncie sobre la operación, también porque la fusión únicamente afecta al mercado de Reino Unido.

Telefónica y Liberty defienden que sea Bruselas quien apruebe, o no, la fusión, ya que, sostienen, el análisis del regulador británico retrasaría la operación, en un momento clave de desarrollo de la tecnología 5G.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba