Autopistas radiales

Fomento agrupará las radiales en lotes para facilitar su relicitación

El Ministerio ultima la metodología para volver a licitar los peajes en quiebra una vez hayan revertido al Estado tras su liquidación. En ella estará incluida la confección de paquetes de concesiones, en lugar de hacerlo de forma individual.

Las autopistas de peaje en quiebra seguirán funcionando.
Las autopistas de peaje en quiebra seguirán funcionando.

El Ministerio de Fomento relicitará las autopistas de peaje en quiebra que reviertan al Estado en lotes, en lugar de individualmente, con el fin de facilitar el proceso con el que pretende compensar el coste, vía Responsabilidad Patrimonial de la Administración, que supondrá asumir esas concesiones.

El titular de la cartera, Íñigo de la Serna, ha asegurado este martes que el departamento que dirige aún no ha terminado de definir la manera en que se llevará a cabo este proceso pero sí adelantó que estudia agrupar algunas de las concesiones para sacarlas de nuevo a concurso en lote. "No todas tienen las mismas circunstancias, por eso hay que estudiar cómo llevar a cabo este proyecto. Pero sería importante la formación de paquetes de concesiones siempre que sea posible", señaló el ministro en la presentación de dos informes sobre infraestructuras elaborados por la patronal Seopan junto a Sener, Deloitte y Uría Menéndez.

Lo que sí está decidido es que la sociedad pública Seittsa será la encargada de articular la relicitación de las concesiones, como ya anunció De la Serna hace algo más de un mes, cuando dio a conocer sus planes con los peajes en quiebra.

Aunque en la actualidad solo tres de las ocho concesiones quebradas se encuentran en fase dd liquidación, De la Serna considera que será muy difícil que alguna de ellas pueda sacar adelante el concurso con un convenio de acreedores. Y más desde que los fondos oportunistas se han hecho con buena parte de la deuda anteriormente en manos de los bancos.

Fomento trabaja con la idea de que todas las concesiones en concurso acabarán siendo asumidas por el Estado. "La relicitación asegura el mantenimiento de los activos y también de los empleos sin que al Estado le cueste dinero", apuntó De la Serna para justificar la estrategia del Ministerio.

En este sentido, Fomento cuenta con una estimación de RPA que no va más allá de los 2.500 millones de euros, una cifra muy alejada de los cálculos de Seopan, que cifran la compensación del Estado en algo más de 5.000 millones. Una cantidad que complicaría mucho su financiación con los ingresos del proceso de relicitación.

En su intervención en el acto, De la Serna también recordó que el Gobierno tiene preparado un borrador sobre un pacto de Estado sobre infraestructuras para trasladar al resto de formaciones políticas y al sector. "Es necesario este pacto para que la planificación vaya más allá del ciclo electoral", apuntó De la Serna, quien aclaró que esperarán a trasladarlo al PSOE a que la formación socialista resuelva su particular situación interna. "Estoy seguro de que tendrá mucho que decir en este tema".

En posteriores declaraciones a los periodistas, el ministro no aseguró que el esperado Decreto Ley sobre la reforma de la estiba esté listo para su aprobación este viernes en consejo de ministros. Y volvió a mostrar un notable optimismo sobre la operación Chamartín. "Empiezo a estar muy convencido de que saldrá adelante, todas las partes están poniendo mucho de su lado para que así sea".



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba