Banca

Gortázar (Caixabank) exige "diálogo" a Sánchez para solucionar el problema catalán

Gonzalo Gortázar, consejero delegado de CaixaBank, ha considerado que hace falta diálogo, con respeto al marco legal, para alcanzar una solución para Cataluña

El consejero delegado de Caixabank, Gonzalo Gortázar
El consejero delegado de Caixabank, Gonzalo Gortázar

El consejero delegado del Caixabank, Gonzalo Gortázar, ha emplazado a Pedro Sánchez al diálogo para solucionar el problema político en Cataluña. En este sentido, ha señalado que debe respetarse "el marco legal" y alcanzar un "acuerdo positivo" tanto para Cataluña como para España.

En la presentación de resultados correspondientes al primer trimestre del año, el ejecutuvo de CaixaBank ha abogado por dar una "solución" al tema de Cataluña, aunque será "difícil", a tenor de las declaraciones políticas tras el resultado electoral. Gortázar ha defendido retomar la senda del diálogo, siempre dentro de los márgenes de la ley. 

Respecto al resultado de las elecciones generales, Gortázar ha llamado a "respetar los acuerdos de los partidos y mantenerse a la espera". El consejero delegado de CaixaBank ha evitado pronunciarse sobre los distintos escenarios que se han abierto tras las generales. "No debemos opinar o potenciar unas opciones u otras", ha señalado, mostrando así distancias con otros banqueros y patronales que se han pronunciado sobre sus preferencias. 

"Tenemos que respetar los acuerdos que alcancen los partidos", ha señalado. "Estamos a la espera como cualquier otro ciudadano o empresa", ha comentado. "Tenemos que hacer nuestro trabajo, que es bastante, y estamos disponibles para echar una mano al Gobierno y a los parlamentarios", ha dicho.

Gortázar tampoco ha valorado las palabras del presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, quien había pedido a PP y Ciudadanos abstenerse para permitir una investidura de Pedro Sánchez, evitando así un acuerdo con Podemos o bien con la suma de entidades independentistas.

Para el número dos de CaixaBank hay dos cuestiones cruciales. Mantener el crecimiento, pese a admitir la desaceleración económica, y la necesidad de mantener la disciplina presupuestaria, para evitar efectos adversos en el déficit, ya de por sí "elevado". "Tenemos que alcanzar la disciplina presupuestaria para tener las cuentas publicas convergiendo a zonas de tranquilidad", ha considerado el CEO de CaixaBank. 

También ha mostrado su preocupación por las "inaceptablemente alta" tasa de paro, que supera el 14%, pero ha considerado que el "mercado laboral ha mejorado, pero tiene aún muchísimo que mejorar", mientras ha defendido una reforma de las pensiones en el seno del Pacto de Toledo debido a la insostenibilidad del sistema tal y como está concebido actualmente, o bien abordar el problema de la educación, no solo la referida a los jóvenes, y la presión demográfica, aunque este objetivo sería a medio o largo plazo para mostrar un "proyecto de país".

Contrario a más impuestos a la banca

El consejero delegado de CaixaBank sí ha pedido al nuevo Gobierno no subir los impuestos a la banca. En este sentido, ha destacado. "No podemos pensar que la manera de recuperar las ayudas a entidades que ya no están o han cambiado de manos". Sería subir impuestos "a los bancos que ayudaron a rescatarlas".

En el rescate bancario, CaixaBank ha reconocido el pago de 4.700 millones, un montante destinado a las quebradas cajas de ahorro, la devolución de preferentes, la aportación a Sareb y al Fondo de Resolución.

"No somos los responsables de los errores de otros", ha señalado Gortázar, quien ha insistido en no meter a todas las entidades financieras en el mismo saco, al tiempo que ha indicado que ha pagado en impuestos 712 millones de euros, un tipo del 25%, porcentaje que alcanza el 38% si se suman las participadas.

Replanteará el ERE si no hay acuerdo

Respecto a la negociación laboral, Gortázar ha dicho que se cerrará pronto, en un principio era en mayo. "Lo deseable es llegar a un punto de acuerdo lo antes posible". CaixaBank negocia un ERE con los sindicatos desde enero, sin que se haya llegado a acuerdo alguno. La entidad ha señalado que habría que "replantearse" la negociación del ERE para 2.187 trabajadores, que se verán afectados en un inicio no de forma forzosa, tal y como ha explicado este martes Gortázar.

"Nos hemos escuchado mutuamente, hay soluciones y en caso de no alcanzarlo nos lo tendremos que replantear", ha señalado Gortázar a la hora de explicar este pacto.

Gortázar ha puntualizado que espera llegar a un acuerdo, que repercutirá en los costes. "No hay provisión porque no es posible" debido a la normativa contable, ha indicado. 

En su argumento para justificar este ajuste se encuentra el incremento de los gastos de explotación en 55 millones de euros, un 4,7% más, con una ratio de eficiencia del 54,4%, por un mayor aumento de los costes laborales y de la transformación de la red de oficinas. En este sentido cree que aún quedan días y "noches" de negociación. 

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba