Inés Arrimadas no atraviesa su mejor momento laboral. De hecho, podría decirse que es peor. El partido que lidera, Ciudadanos, está pasando por una fuerte crisis de la que no parece que vaya a recuperarse. Un descalabro que la de Cádiz compensa en casa, con su familia.

Este 3 de julio, Inés cumple 40 años, lo que le permitirá despejarse un poco de la mala racha que lleva. La del partido naranja lo celebrará con su hijo Álex, de un año, y su marido, el expolítico Xavier Cima, de 43 años. Los tres lo festejarán en casa, debido a la pandemia de coronavirus, aunque es posible que se acerque algún familiar cercano al domicilio de la política.

En Vozpópuli, con motivo de la nueva década en la que entra Arrimadas, vamos a mostrarte unas fotos de la infancia y juventud de Inés Arrimadas nunca antes publicadas en medios de comunicación.

Inés Arrimadas cumple 40: las fotos de su pasado nunca antes vistas

Si nos fijamos en las fotos, podemos ver que la personalidad de Inés Arrimadas siempre ha sido fuerte. Incluso son aventuraríamos a afirmar que tuvo una adolescencia complicada y muy fiestera, a juzgar por los documentos gráficos y su actual carácter. Pero empecemos por el principio.

Inés nació en Jérez de la Frontera el 3 de julio de 1981, y aquí la vemos en el 82 dándose un chapuzón en la playa:

Inés es la menor de cinco hermanos (tres hombres y dos mujeres) del matrimonio compuesto por Rufino Arrimadas e Inés García, ambos oriundos del pueblo de Salmoral (Salamanca). Los hermanos varones de la política son abogados, y ella, Marina, es aparejadora.

Su padre, Rufino Arrimadas, tiene 84 años y alguna vez ha hablado con la prensa, aunque a su hija no le guste que lo haga. Él es expolicía y abogado, aunque luego se metió en política, como haría Inés.

Durante los años sesenta, la familia vivía en Barcelona, donde Rufino había conseguido un puesto en la Policía, un trabajo que dejó, tras pedir una excedencia, para dedicarse a negocios que tenía El Puerto de Santa María y a trabajar en un despacho de abogados en Jerez de la Frontera, donde actualmente sigue viviendo.

Después de su etapa de abogado, y durante la Transición, militó en la antigua UCD, un partido que lideraba entonces Adolfo Suárez. Rufino fue concejal en el primer Ayuntamiento democrático de Jerez tras la muerte de Francisco Franco, un puesto que ejerció de 1979 al 83.

Rufino Arrimadas de joven
Rufino Arrimadas.

A Inés siempre le ha entusiasmado la cultura catalana. Comenzó a estudiar catalán en el colegio, donde también asistía a clases de teatro. Durante esa época le encantaba el fútbol, una pasión que conserva a día de hoy, así como la que tiene por los animales. La de Ciudadanos siempre se ha criado con gatos callejeros en casa, a los cuales adoptaban y se convertían en un miembro más de la familia. En esta foto la vemos con Wind, una gatita que estuvo con ellos diez años, hasta que falleció.

Con su gatita Wind.

Inés Arrimadas ha seguido los pasos de su padre. Ella estudió Derecho y Administración y Dirección de Empresas (ADE) en Sevilla, ciudad a la que se mudó con 18 añitos para comenzar la carrera en la Universidad Pablo de Olavide. En esta foto la vemos en su época universitaria, con 20 años:

Con 20 añitos.

Tras acabar la carrera, Inés se marchó de Erasmus a Niza (Francia), donde estudió un posgrado en Gestión Empresarial y Negocios Internacionales en el Instituto de Preparación para la Administración y la Gestión (IPAG).

De Erasmus.

Antes de aterrizar en Ciudadanos, la diputada trabajó en el sector petroquímico durante año y medio, en un puesto como responsable del Departamento de Calidad y Administración de MAT, una empresa de servicios industriales.

También trabajó durante seis años para una consultora de operaciones, llamada D'Aleph. Este puesto fue la razón de que se mudara a Barcelona en 2006.

En China, en 2009.

La entrada de Inés en Ciudadanos podría considerarse como un flechazo. En 2010, acompañó a una amiga a un acto de Ciudadanos en el Teatro Romea, donde conoció a Albert Rivera. Al año siguiente ingresó en dicho partido como portavoz de juventud.

En la Costa Brava.

La historia de amor de Inés Arrimadas Xavier Cima es curiosa porque, políticamente, son polos opuestos. Ella es fiel a la unidad de España y él es independentista. Un escollo que ambos superaron, pues se casaron en junio de 2016 en Jerez de la Frontera y actualmente viven en Madrid, aunque él pasa muchos periodos fuera.

Ambos se conocieron en 2013 en el Parlament de Cataluña, cuando él era sustituto de Montserrat Roura en CiU. Xavier tiene una amplia carrera política, que abandonó cuando su mujer comenzó a tomar relevancia en Ciudadanos. Fue diputado por Convergència Democràtica de Cataluña y concejal en el Ayuntamiento de Ripoll, que dejó en abril de 2016.

"Mi vida profesional ha dado un giro y no puedo dedicarme al Ayuntamiento tanto como querría. No tengo la cabeza en Ripoll", dijo, y poco después se mudó con Inés a Barcelona. Actualmente es director de política digital en Kreab, una asesoría en estrategia empresarial con sede en la capital.

Inés sabe que su alegría está en su casa, en su familia, en su pareja y su hijO. Unas personas que le hacen feliz y que, sin duda, serán su mejor regalo en su 40 aniversario.

Desde que la líder de Ciudadanos fue madre, en mayo del pasado año, su vida cambió de arriba a abajo. Ella deseaba tener un niño y lo llevaba buscando mucho tiempo, así que la llegada al mundo de Álex no pudo llenarla más, a ella y a su marido.

Inés Arrimadas reaparece para celebrar una fecha muy especial para ella -  Vozpópuli

¿Qué opinión te merece Inés Arrimadas?