La hija mayor de Juan Antonio Ruiz 'Espartaco' y Patricia Rato, Alejandra, de 29 años, y su novio Ernesto de Novales, de 41 años, dueño de una agencia de publicidad en Sevilla, contrajeron matrimonio el sábado 8 de mayo después de dos años de relación.

La boda, que era una de las más esperadas del año, fue íntima. Contó con los familiares y amigos cercanos, unos 60 invitados en total, y se celebró a las doce y media en la ermita de la Virgen de Setefilla, patrona de Lora del Río, de donde es la familia del novio. El sacerdote encargado de casarles fue Jaime Conde, primo del novio.

Alejandra Ruiz Rato posó muy sonriente y saludando a los medios a través del cristal del todoterreno, un Land Rover, en el que llegó con su padre, que también mostró una sonrisa de oreja a oreja.

Como marca la tradición, la novia fue acompañada hasta el altar de su padre y padrino, y llegaron a la una de la tarde.

Alejandra Ruiz y su marido Ernesto de Novales tras darse el 'sí, quiero'.
Alejandra Ruiz y su marido Ernesto de Novales tras darse el 'sí, quiero'. Gtres

El vestido de Alejandra Ruiz Rato

La novia eligió para la ocasión, un elegante vestido de Pronovias, diseñado por la directora creativa de la firma, Alessandra Rinaudo, de estilo clásico, cuerpo bustier, con escote barco, y manga y cola largas.

El velo era bordado de encaje y era una prenda prestada, perteneció a su tatarabuela. Como joyas destacaban unos pendientes de brillantes también eran prestados, de su abuela materna, Felicidad Salazar-Simpson, fallecida en 2016.

En la mano, llevó un ramo de lavanda que recogieron la noche anterior en la finca de su padre.

Así fue la boda de Alejandra Ruiz Rato
Así fue la boda de Alejandra Ruiz Rato Gtres

Después del enlace, Alejandra Ruiz eligió otro look, algo que se puso de moda entre las novias de la jet set hace tiempo. Sin embargo, en vez de ser u nuevo vestido, era el mismo pero con modificaciones.

Como elemento decorativo, se le añadió un fajín bordado de pedrería, se quitó el velo y se calzó unas alpargatas de esparto para poder bailar con comodidad. Para el pelo se deshizo el moño y dejó su melena larga con un semirecogido.

Alejandra Ruiz y su padre Espartaco, en la boda
Alejandra Ruiz y su padre Espartaco, en la boda Gtres

El banquete, en la finca de Espartaco

Por su parte, Patricia Rato eligió para este día un diseño de Tot-Hom, en color lila, de la firma de su amiga Marta Rota y un original tocado, del sevillano Tolentino.

La hermana de la novia, Isabella, de 26 años, lució un original vestido rojo de lazos, de Jorge Vázquez. El color fue elegido por la novia para darle un toque pasional y que destacara entre el resto de invitadas.

Espartaco, Patricia Rato y su hija Isabella, en la boda de Alejandra Ruiz Rato
Espartaco, Patricia Rato y su hija Isabella, en la boda de Alejandra Ruiz Rato Europa Press

A la salida del santuario, había preparado un gaitero, un homenaje a las raíces asturianas de la madre de la novia, que tocó la canción de la película ‘El último Mohicano’, que tiene un especial significado para la familia.

Tras la ceremonia religiosa los recién casados, familiares y amigos se trasladaron a la Dehesa Majavieja, una finca espectacular que tiene el torero en la sierra sevillana, en Constantina, y de la que su hija se encarga de todo lo relacionado con la gestión turística.

Alejandra Ruiz, con sus hermanos Isabella y Juan, en la boda
Alejandra Ruiz, con sus hermanos Isabella y Juan Gtres

Más detalles de la boda

La finca estaba decorada al más estilo campestre. El menú se componía de platos andaluces y asturianos y los postres fueron dulces típicos de Semana Santa.

Tras el banquete, la fiesta estuvo a cargo de un Dj que puso a bailar a los invitados con música flamenca, entre otras.

No solo se adaptaron a la normativa sanitaria por la pandemia del coronavirus en el aforo sino que los invitados también se distribuyeron en mesas de seis, siguiendo el protocolo.

Los novios se alojaron en un hotel que sus familiares le reservaron a modo de sorpresa.

Las fotos de la boda serán cedidas por la familia, que no ha querido comercializar con ellas y se regalarán a todos los medios el mismo día para que sean publicadas a partir del miércoles.

El vestido de la novia, Alejandra Ruiz Rato
El vestido de la novia, Alejandra Ruiz Rato Gtres

Rodrigo Rato no fue a la boda ni las parejas de los padres de Alejandra

En el enlace hubo ausencias sonadas como la de Rodrigo Rato. El banquero y exministro de José María Aznar no estuvo en la boda de su sobrina nieta.

Aunque se encontraba en Madrid, prefirió evitar el revuelo mediático y que la protagonista fuera solo ella. Sin embargo, sí estuvo presente en cierto modo en el enlace ya que llamó por teléfono a su sobrina para felicitarla, según publica 'Vanitatis', y quedaron en verse en Madrid cuando los novios puedan venir a la capital para iniciar su viaje de novios, el cual ha quedado aplazado hasta que la situación mejore.

Alejandra Ruiz Rato, junto a su padre el torero Espartaco
Alejandra Ruiz Rato, junto a su padre el torero Espartaco Gtres

Tampoco asistieron el novio de Patricia Rato, Javier Moro, ni la novia de Espartaco, Macarena Bazán, a pesar de que los padres de Alejandra viven con sus respectivas parejas desde hace años aunque no se han casado. Los padres de Alejandra pactaron no llevarles en este día tan importante para su hija.

Tras darse el 'sí, quiero', Espartaco y Patricia salieron juntos en el coche para trasladarse a la propiedad del torero, haciendo gala de la buena relación que tienen aunque se separaron en diciembre de 2010 tras 19 años de matrimonio. Espartaco y Patricia iban acompañados de sus otros dos hijos, Isabella, de 26, y Juan, de 19 años.

Alejandra Ruiz de Rato llega junto a su padre a la ermita en la que se ha celebrado su boda junto a Ernesto Novales.
Alejandra Ruiz de Rato llega junto a su padre Espartaco a la ermita en la que se ha celebrado su boda junto a Ernesto Novales. Europa Press

La boda continuó el domingo

La boda continuó el domingo. Todos aquellos que se quedaron a dormir la noche del sábado en los hoteles cercanos a las localidades de Constantina y Lora del Río, continuaron la fiesta al día siguiente.

Degustaron una paella y el día estuvo amenizado con cante flamenco e incluso había previsto una capea en la plaza de toros.

El domingo degustaron una paella tras la boda de Alejandra Ruiz
El domingo degustaron una paella tras la boda de Alejandra Ruiz Instagram