Cataluña

La Diada oficial muestra la división independentista e insultos a ERC

El himno de España marca la ofrenda floral de Torra. Josep Bou exige a los partidos constitucionalistas evitar que los nacionalistas se hagan con la figura del "españolazo" Rafael Casanova.

La mesa del Parlament, encabezada por el presidente, Roger Torrent, durante la ofrenda floral ante el monumento a Rafael Casanova
La mesa del Parlament, encabezada por el presidente, Roger Torrent, durante la ofrenda floral ante el monumento a Rafael Casanova EFE

La Diada, fiesta autonómica, ha arrancado con la guerra interna en el independentismo y será el punto de partida de un "cambio de ciclo", a la espera de la sentencia del Tribunal Supremo y una posible respuesta unitaria, cada vez más alejada.

Entre los primeros en pasar por la tradicional ofrenda floral han sido formaciones constitucionalistas, como el PSC y el PPC, representado únicamente por Josep Bou. A juicio de ambos, esta Diada no debe ser secuestrada por los independentistas, sino que se trata de una fiesta de todos los catalanes.

"Para los socialistas, la Diada debe ser un punto de encuentro y reflexión, para abrir un nuevo libro para acabar con las divisiones y buscar objetivos con un amplio consenso, como es un mayor autogobierno, mejor financiación y reconocimiento de la diversidad de España y de progreso económico", ha asegurado Miquel Iceta, líder del PSC tras presentar su respeto a Rafael Casanova.

La delegación del Govern en la ofrenda floral
La delegación del Govern en la ofrenda floral

"Es un acto institucional y por tanto hay que estar presente", ha considerado Bou. "Hoy aquí soy el Partido Popular", ha dicho para hacer un acto de desagravio a todas estas décadas de "engaño" en las escuelas y universidades al asegurar que Casanova era nacionalista o catalanista. "Luchaba únicamente por el Rey de España. Era un españolazo". "Ningún año más se van a apropiar de esta figura", ha continuado y ha considerado que no el himno de Cataluña debe cambiar su letra.

El himno de España, de fondo

Sobre el himno de España, que ha retumbado en las cercanías del monumento a Rafael Casanova desde un balcón en el momento en el que la Generalitat hacía la ofrenda, Bou ha considerado que este símbolo nacional debía escucharse en los actos tras el himno de 'Els segadors'. "Pensaba en un inicio que lo había puesto la organización", ha comentado.

"Se trata de un acto de incivismo", ha afirmado Merirtxell Budó, portavoz de la Generalitat, para responder por el himno. "Se debe respeto a todas las sensibilidades", ha continuado. "Es un boicot", ha considerado. "Me sabe mal que se boicotee de esta manera", ha insistido.

Más sosegado se ha mostrado Roger Torrent, presidente de la Mesa del Parlament, sobre el himno. "A mí no me molesta ningún himno", ha afirmado.

"Cambio de ciclo", según los independentistas

El presidente de la Generalitat, por su parte, ha insistido en el derecho a decidir. "La democracia, hoy en nuestro país bajo un asedio largo y penoso, es y será siempre la respuesta de los catalanes", ha asegurado Quim Torra. "Si todavía no somos libres, es porque no hemos acabado el camino", ha avisado. Ha sido justo en el momento de su ofrenda floral cuando ha retumbado el himno de España desde un balcón cercano al monumento. El sonido era tan fuerte que llegaba a eclipsar al himno de Cataluña. La comitiva de la Generalitat ha realizado dos nuevos intentos, pero la música de fuera lo impedía, para finalmente cantar a capela el himno catalán. "Se trata de recuperar los derechos y libertades como pueblo", ha afirmado Budó, y "estamos a la puertas de una sentencia que no deja vivir en la normalidad", ha asegurado.

Sin cambiar el discurso independentista, Torrent ha afirmado que "la sentencia marcará un nuevo ciclo político", ha señalado. "Por segundo año hay presos políticos y exiliados", ha destacado. 

Por su parte, ERC ha sido recibido por los pocos congregados debido a la intensa lluvia al grito de "traidores". Pere Aragonès, vicepresidente de la Generalitat, ha liderado a esta representación, junto a  Ester Capella, consejera de Justicia, y Marta Vilalta, portavoz en el Parlament. Los CDR allí convocados han exigido a ERC que "obedezcan" al pueblo.

David Bohenví, delante de Artur Mas y Andoni Ortúzar (PNV)
David Bohenví, delante de Artur Mas y Andoni Ortúzar (PNV) Álvaro Medina

También han aparecido una numerosa representación de PDeCat, acompañada por Andoni Ortuzar, el líder del PNV, y Artur Mas, junto con Neus Munté, exconsejera de la Generalitat. La delegación ha estado representada por los máximos dirigentes, con David Bonvehí al frente.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba