El Buscón

Robles aparece por sorpresa en el Congreso para acallar rumores: "Me siento respaldada"

La titular de Defensa se dejó fotografiar en los pasillos del Congreso y negó sentirse "desautorizada" por el jefe del Ejecutivo por la crisis de las bombas 

Margarita Robles, ministra de Defensa.
Margarita Robles, ministra de Defensa. EFE

Margarita Robles fue una de las ausencias más marcadas de la particular puesta de largo que se marcó este lunes el presidente del Ejecutivo con motivo de sus cien días de Gobierno. Apenas unas horas antes, Pedro Sánchez la había dejado totalmente desautorizada por la venta de bombas de precisión a Arabia Saudí. 

La ministra apareció por sorpresa este martes en los pasillos del Congreso y excusó su ausencia del gran acto al que asistió todo el Ejecutivo porque tenía un compromiso fijado con anterioridad con el Consejo Superior del Ejército del Aire. ¿Plantón a los militares o al Presidente?, era el dilema. 

Asimismo, la titular de Defensa negó haber estado 'escondida' tras la crisis de las bombas. Robles no tenía intervención alguna prevista, pero aprovechó una moción de Unidos Podemos sobre los militares mayores de 45 años para dejarse ver y fotografiar en la Cámara Baja, donde no tomó la palabra.

Ya en los pasillos, en los famosos corrillos con los periodistas, Robles quiso dejar claro que se siente "absolutamente respaldada" por Sánchez y pidió de manera enérgica dar por zanjada la polémica sobre la venta de bombas que a punto ha estado de costar una grave crisis diplomática con Riad. 

Precisamente, el domingo por la noche Sánchez la dejó a los pies de los caballos en una entrevista en El Objetivo de La Sexta, donde aseguró que la ministra no había visto el impacto que podía tener en las relaciones comerciales con Arabia la decisión de cancelar el envío de las bombas de precisión que el país del Golfo ya había comprado en virtud de un contrato firmado en 2015 por el Gobierno del PP. 

La ministra insistió en los pasillos de la Cámara Baja que ella se incorporó de forma voluntaria al proyecto de Sánchez para luchar contra las desigualdades y a favor de la justicia y recalcó que sigue creyendo "profundamente" en ese proyecto y que se encuentra "animada" y "contenta" para continuar en él como parte de "un equipo sólido y fuerte".

"Desde ese punto de vista me siento muy orgullosa de estar en el Ministerio de Defensa, de dirigir unas fuerzas armadas que trabajan cada día por la paz y de compartir el proyecto de Pedro Sánchez", remató. "Que a todo el mundo le quede claro: este es un gobierno que tiene convicciones y principios", apostilló. 

Aunque quiso dar el tema por "zanjado", Unidos Podemos y ERC han solicitado la comparecencia del propio presidente del Gobierno ante la Cámara Baja para dar cuenta de la polémica venta de bombas a Arabia. Además, los populares no quieren dejar pasar la oportunidad para desgastar al Ejecutivo y en la sesión de control de este miércoles le dirigen una pregunta donde cuestionan si "no se da cuenta de que sólo acierta cuando rectifica". 

En cambio, Robles exigió a los populares "sentido de Estado" en lo que tiene que ver con la política de Defensa y les lanzó un dardo: el Gobierno socialista tuvo que desembolsar 1.800 millones de euros adicionales para garantizar la supervivencia del proyecto del nuevo submarino S-80, que da trabajo a los astilleros de Navantia en Cartagena, y que, según denunció la ministra, llevaba tres años acumulando sobrecostes. 



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba