alimentación

Marisco: las dos razones de peso por las que deberías comerlo (como sus calorías)

La Navidad se acerca y con ella llegan los deseos, penas, comidas, cenas, familia y alimentos ricos, entre otras muchas cosas. Hoy te decimos por qué deberías elegir mariscos para esta época del año

Gambas
Gambas

Con la llegada del fin de año y la bajada general de los precios debido al coronavirus, es más que probable que estas fiestas navideñas cenes o comas más de un marisco.

Gambas, mejillones, ostras, percebes, almejas, vieiras, langostas... todo está muy bueno y aunque siempre suele ser caro, solemos hacer un esfuerzo extra en fechas señaladas, como es Nochebuena y Nochevieja. Este año, además, el esfuerzo será menor, ya que hay más oferta que demanda, lo que bajará el precio de estos pescados.

Si te gustan o si estás a dieta, hemos de darte una feliz noticia, pues los mariscos son muy buenos para perder peso y para estar sano, en general. Aunque tienen contraindicaciones (provocar alergias y contener contaminantes y metales pesados), son muy recomendables para el consumo humano, según los expertos en nutrición. Veamos algunas de sus ventajas.

El marisco no engorda

Una de las partes buenas de consumir marisco es que apenas nos engorda. Los mariscos son bajos en calorías y fuentes ricas en proteínas magras , grasas saludables y contienen muchos micronutrientes.

Por 85 gramos de marisco (menos de media taza, aproximadamente), consumiremos unas 70 calorías. Todos los mariscos tienen más o menos las mismas calorías.

Las ostras y los mejillones son los que más grasa contienen, aunque la mayoría se encuentra en forma de ácidos grasos omega-3, que son buenos para la salud.

Además, los mariscos son ricos en hierro, zinc, magnesio y vitamina B12, y todo ello cumple funciones importantes en el organismo. 

Así pues, el marisco no engorda. No obstante, para aprovechar mejor los nutrientes de estos alimentos, se recomienda consumirlos al vapor o al horno en vez de frito o empanado, ya que así evitaremos tomar calorías extra, carbohidratos refinados e ingredientes no saludables, en definitiva.

Marisco
Marisco

El marisco puede ayudarte a perder peso

Además de no hacernos engordar (siempre que lo comamos con cabeza, se entiende), consumir marisco nos puede ayudar a perder peso, algo que no está de más tras los kilos acumulados que llevamos este año.

Asimismo, el marisco está repleto de proteínas, lo que te mantendrá saciado durante más tiempo y evitará que comas más de la cuenta o de otros alimentos no tan 'light'. Esta sensación de saciedad la provocan también los ácidos grasos omega-3 que contienen estos pescados.

Este contenido en omega-3 también es excelente para el corazón. Al respecto, un estudio realizado entre 18.244 hombres sanos en China descubrió que aquellos que comían más 200 gramos de marisco rico en omega-3 por semana tenían un 59% menos de probabilidades de morir de un ataque cardíaco que aquellos que comían menos de 50 gramos por semana.

Y, por si fuera poco, está demostrado que comer marisco con regularidad –especialmente ostras, almejas, mejillones, langosta y cangrejo– puede mejorar nuestro nivel de zinc y nuestra función inmunológica en general.

Mejillones
Mejillones Gtres

Y bueno, bien, ¿qué vas a hacer? ¿Marisco sí o no?

Últimas noticias



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba