Análisis

Cataluña: a Rajoy se le acaba el 'laissez faire, laissez passer'

.

Cuando hace poco más de un año Artur Mas subió de nuevo al timón de la Generalitat y en lugar de pacto fiscal empezó a vender las bondades de un Estado independiente para Cataluña, Mariano Rajoy impuso el laissez faire, laissez passer al que es tan aficionado el presidente. Algunos de su entorno siguieron traduciendo la reivindicación soberanista en clave económica: cuanto más tiempo tardara en darle solución, más barato le saldría al Estado. Otros, entre ellos Isidro Fainé, optaron por no enfrentarse al president con la esperanza de que conseguiría mejorar las reglas de financiación para Cataluña.

Trece meses después de las últimas elecciones autonómicas, Rajoy no ha dejado que Cataluña quiebre, pero sigue viendo los toros desde la barrera mientras observa como a Mas le falla el capote para poner el animal en suerte. Además de abandonarle muchos de los empresarios que al principio le apoyaron, tiene que lidiar con importantes discrepancias en su Gabinete y permanece secuestrado por el tercio de banderilleros que dirige Oriol Junqueras. La cornada mortal que recibiría si no puede aprobar antes de fin de año los Presupuestos, acabaría con su carrera política y, según las encuestas, con la hegemonía de CiU. Pero el oscuro panorama que se abriría para Cataluña le impediría a Rajoy seguir en la barrera, pues se vería obligado a torear a pecho descubierto. Tanto si conocemos antes de fin de año la fecha y la pregunta del referéndum como si no, se le habrá acabado al presidente el 'dejad hacer, dejad pasar'. La corrida toca a su fin.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba