Es la última subasta de abril

El Tesoro espera colocar hasta 2.000 millones en la subasta de letras de hoy

Economía dice que la subasta busca cumplir con los compromisos en todos los tramos de deuda más que captar liquidez

El organismo pretende continuar con los buenos resultados de la semana pasada
El organismo pretende continuar con los buenos resultados de la semana pasada EFE

El Tesoro Público espera revalidar el éxito de las últimas subastas y colocar este martes entre 1.000 y 2.000 millones de euros en letras a tres y seis meses, según datos del organismo adscrito al Ministerio de Economía y Competitividad.

La emisión de hoy se produce en una situación de tensión en los mercados, dado que la incertidumbre sigue presionando a la baja al Ibex, que se mantiene por debajo de los 7.000 puntos, mientras que la prima de riesgo ronda los 430 puntos básicos.

Además, el Banco de España ha confirmado este lunes la entrada de la economía española en recesión, con una ralentización de las exportaciones, lo que podría trasladar mayor miedo a los inversores.

Con esta última subasta de abril, el Tesoro dará por cerrado un mes complicado, con vencimientos por valor de 21.497 millones (9.558 millones en letras y 11.939 millones en bonos), según datos del mercado primario a los que tuvo acceso Europa Press.

No hay problemas de tesorería

Ante la posibilidad de que los objetivos de esta subasta puedan parecer bajo a ojos de los mercados --son 1.000 millones menos que en la última subasta de este papel--, fuentes del Ministerio de Economía han asegurado a Europa Press que la razón fundamental de la emisión de mañana es mantener los compromisos con todos los tramos de deuda y no captar más financiación.

Así, las mismas fuentes precisaron que "las emisiones a corto plazo no aportan financiación neta al Estado, puesto que vencen en el mismo año", sino sólo un colchón adicional de tesorería", a lo que añadieron que en estos momentos "el Tesoro no tiene necesidades de liquidez" después de las sobreemisiones llevadas a cabo en el primer trimestre aprovechando la fase bajista de los tipos.

"Hay una posición holgada de tesorería, ya se han cubierto más del 50% de los objetivos de emisión para este ejercicio", recalcaron desde el departamento que dirige Luis de Guindos.

Buen resultado en las últimas subastas

En cualquier caso, los ojos volverán mañana a estar pendientes de la subasta del Tesoro en tanto que no ha remitido el nuevo envite de los mercados, y habrá que ver si el Tesoro pasa el examen con la misma solvencia que la pasada semana.

El pasado jueves 19 de abril, el Tesoro logró captar 2.541,06 millones de euros en bonos y obligaciones, aunque tuvo que elevar la rentabilidad del papel a diez años al 5,743% para cerrar con éxito la emisión.

Aún así, el organismo adscrito al Ministerio de Economía superó una vez más el máximo previsto, ya que esperaba captar entre 1.500 y 2.500 millones de euros. La demanda, por su parte, se mantuvo fuerte, ya que superó los 7.100 millones.

En la misma línea, la subasta de letras a 12 y 18 meses del martes anterior se saldó con la emisión de 3.177 millones de euros en letras a 12 y 18 meses, por encima del máximo previsto de 3.000 millones, aunque a un precio que duplicó el de la subasta anterior de este papel. La demanda, por su parte, volvió a ser alta y ha superado los 10.151 millones.

Un objetivo asequible

El máximo previsto entre los objetivos de emisión de mañana se sitúa 1.000 millones de euros por debajo de los fijados para la última emisión en este papel y es casi 600 millones de euros inferior al importe colocado, con lo que no debería haber problemas para cubrir las expectativas.

Así, el Tesoro colocó 2.578,45 millones de euros en letras a 3 y 6 meses el pasado 27 de marzo, en la primera emisión que se celebraba tras las elecciones de Andalucía y Asturias y justo tres días antes de que Gobierno aprobara el anteproyecto de ley del Presupuesto del año 2012.

En aquella ocasión, el importe adjudicado se quedó en la parte media del rango, ya que esperaba captar entre 2.000 y 3.000 millones, aunque la demanda volvió a ser alta y superó los 11.000 millones de euros. En cuanto a los precios, subió el interés de las letras a 6 meses, mientras que la rentabilidad de las letras a más corto plazo cae al nivel más bajo desde marzo de 2010.

El Tesoro ha emitido ya más de 60.000 millones de euros en lo que va de año, las dos terceras partes de los 86.000 millones de euros brutos que espera colocar en deuda a medio y largo plazo en 2012.

En el conjunto de 2012, el organismo tiene que afrontar vencimientos por valor de 130.344 millones de euro, una cantidad un 8,6% superior a la de 2011, cuando la cifra rondó los 120.000 millones.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba