Empresas

El consorcio de Sacyr y la ACP, "muy cerca de un acuerdo" a un día de la fecha límite

El presidente panameño pide tiempo para que las partes lleguen a un acuerdo este 4 de febrero, fecha que se pusieron de límite para impedir la paralización del proyecto.

El presidente de Panamá y Ana Pastor, ministra de Fomento
El presidente de Panamá y Ana Pastor, ministra de Fomento GTRES

El presidente panameño, Ricardo Martinelli, anunció este lunes que el Canal de Panamá y el consorcio a cargo de la ampliación de la vía interoceánica están muy cerca de alcanzar un acuerdo que impida la paralización del proyecto, afectado por falta de liquidez del contratista.

"Están cerquita de llegar a una feliz conclusión o feliz término. Pero prefiero que le diésemos tiempo a las partes que se han puesto el día de mañana de término, a que sean ellos (los que anuncien resultados) pero estoy seguro que están cerca de llegar a un acuerdo", afirmó Martinelli a los periodistas.

Este martes finaliza el plazo establecido por la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) y Grupo Unidos por el Canal (GUPC), liderado por la empresa española Sacyr, para acordar un plan financiero que permita reflotar la construcción del tercer juego de esclusas de la vía interoceánica, una obra que registra más de un 65% de avance. "Estoy seguro que las partes puedan antes del día de mañana llegar a un acuerdo que sea satisfactorio para todas las partes, tengo entendido que están a punto de llegarlo", sostuvo el mandatario. Martinelli reveló además que sobre el "problema del Canal" habló ayer con el primer ministro italiano, Enrico Letta, sin más precisiones.

Reunión con el cuerpo diplomático

El gobernante panameño ofreció esas declaraciones a los periodistas después de una reunión con el cuerpo diplomático acreditado en Panamá. Antes del inicio de ese encuentro, el embajador español en Panamá, Jesús Silva, aseguró a los periodistas que las negociaciones entre las partes habían "avanzado mucho", y que quedaban pocos puntos por resolver, aunque reconoció que eran los más difíciles. "El hecho de que sigan negociando y de que estén sentados es una buena señal de que trabajan y de que están aproximando los puntos de vista (...) pero como son las partes (involucradas) las que negocian no puedo dar más detalles", añadió Silva, después de recalcar que el Gobierno español no participa en las conversaciones.

El conflicto deriva de reclamaciones económicas del consorcio por más de 1.600 millones de dólares que le habrían dejado sin dinero para continuar con el proyecto, cuyo ritmo de trabajos en el último mes ha bajado en más del 70% en comparación con noviembre, según la ACP. El consorcio mantiene un preaviso de paralización de las obras a partir del miércoles próximo que haría afectivo en caso de no lograr un acuerdo con la Autoridad del Canal.

La ACP no reconoce las reclamaciones económicas de las empresas y exige que las mismas sean resueltas por las instancias internacionales previstas en el contrato sin que haya de por medio paralización alguna. El GUPC se adjudicó en junio de 2009 el proyecto de diseño y construcción del tercer juego de esclusas por su oferta de 3.118 millones de dólares, por debajo del precio máximo establecido por la ACP de 3.481 millones de dólares.

El proyecto debía estar listo en octubre de este año, según el contrato, pero ya en el 2013 el consorcio anunció un retraso hasta junio de 2015, y el actual conflicto hace temer que se prolongue más allá de ese año. La ACP ha sostenido que está en capacidad financiera y técnica para asumir el proyecto en caso de que el GUPC lo abandone, pero que lo más conveniente por cuestiones de tiempo y dinero es que lo termine el consorcio.

La Autoridad del Canal ha dicho que ha desembolsado al GUPC un total de 2.831 millones de dólares, 784 en anticipos reembolsables, además de al menos 160 millones en costos adicionales.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba