Economía

De ‘extratipos’ a ‘minitipos’: en junio la banca rebaja aún más la remuneración a depósitos y cuentas

En junio los ahorradores españoles descubrirán que sus ahorros en los bancos les rendirán todavía menos. Las causas son la directriz de enero del Banco de España y la bajada en mayo de los tipos de interés por el BCE.

Hace sólo un año, en junio de 2012, los ahorradores podían encontrar ofertas muy atractivas en depósitos bancarios, el producto financiero más seguro, ya que cuenta con la garantía de un tercero, el Fondo de Garantía de Depósitos: 3,5%, 3,75, 4% y hasta por encima del 4% para plazos superiores al año y para dinero traído de otras entidades. Eran los extratipos, que permitían superar a la inflación. En esta guerra por el pasivo las mejores ofertas correspondían a la banca española intervenida y a la banca extranjera. 

Pero en enero de 2013 la guerra dio paso a la paz. En diciembre, el gobernador del Banco de España, Luis María Linde, dijo a los directivos de los bancos privados que se penalizaría el pasivo en el balance de los bancos retribuido con extratipos, que pasaban a ser los superiores al 1,75% a un año y al 2,75% a dos años. Sólo se permitía tener un 15% de ese pasivo retribuido por encima de esos tipos. 

Con el nuevo año, las entidades, todas a una, redujeron esas rentabilidades ofrecidas a sus clientes y para febrero ya sólo quedaban depósitos al año en torno al 2%, salvo para los clientes vinculados (con nómina, fondos de inversión y de pensiones, etcétera). 

A lo largo de junio los ahorradores recibirán nuevas sorpresas, ya que todos los bancos volverán a reducir sus rentabilidades en cuentas y depósitos. Las cuentas a la vista de los bancos digitales ING y Evo, que daban un 1,20%, han anunciado a sus clientes que bajarán el rendimiento al 1% pelado; SelfBank bajará el 1 de julio su cuenta remunerada de un 1,45% a un 1,20%. En los bancos físicos, la rentabilidad del ahorro es menor. El Depósito Gasol (Banco Popular) ha bajado a menos del 2% para contrataciones en junio. Encima algunas entidades están comunicando la subida de las comisiones que cobran por mantenimiento, como Bankia, que lanzó la campaña Bankia Sin Comisiones en septiembre de 2011 y la modifica el 21 de este mes, por lo que no ha estado vigente ni dos años. 

El Banco de España no sabe nada

El Banco de España ha negado que se haya producido una nueva directriz a la banca similar a la de diciembre ni que haya vuelto a sugerir a los bancos que sigan reduciendo las remuneraciones a los productos de ahorro, pero el hecho ahí está: los bancos, todos a la vez, reducen sus ofertas. 

¿Ha influido en esta tendencia la bajada por el BCE del tipo de interés básico a un 0,50%? En julio de 2012, el BCE había bajado el tipo a un 0,75% y en los meses siguientes la banca española mantuvo los extratipos y la guerra del pasivo. 

Fuentes del sector explican que estas medidas benefician a la banca porque frenan su descapitalización. La remuneración de los depósitos para captar clientela o impedir que ésta se fuera a la competencia se hacía a cargo de reservas y aumentaba el pasivo, con lo que tenía difícil provisionar las pérdidas causadas por el inmobiliario y no se diga conceder créditos. Los ahorradores, añaden estas fuentes, si bien son perjudicados al percibir una menor remuneración por sus ahorros, quedan beneficiados al mejorar la solvencia y el balance de las entidades, a las que –se supone- disminuirán las aportaciones de dinero público y podrán sanearse antes. 

Otro efecto es que los ahorradores que quieran batir a la inflación (un 1,7% interanual en mayo) tendrán que mover su dinero a fondos de inversión (un sector de la banca está ofreciendo a sus clientes de depósitos fondos de rentas garantizadas), deuda pública, bolsa, inmuebles y consumo. Se elija lo que se elija, el Estado ganará siempre mediante los impuestos.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba