F1: Fallida presentación del nuevo coche

El servidor de Mercedes explota: ¿ficción publicitaria o gafe de Lewis Hamilton?

Mercedes anunció por sorpresa que iba a presentar el sábado por la tarde su nuevo coche de F1, el W04. Pero el servidor informático explotó y fue imposible.

Si Mercedes no fuera una marca alemana de reputado prestigio y poco dada a las bromas, lo sucedido este sábado con la fallida presentación del nuevo bólido de la escudería de Fórmula 1 para 2013 olería a chamusquina. Nunca mejor dicho. Pero no parece que los serios germanos hayan diseñado una estrategia publicitaria en la que el elemento prinicpal ser un espectacular incendio de su servidor informático. ¿O sí?

El viernes por la tarde Mercedes AMG F1 pidió a sus casi 187.000 seguidores en Twitter que estuvieran atentos a las 12 del mediodía del día siguiente, sábado. A esa hora exhibió uno de sus impolutos garajes con la puerta bajada y volvió a citarles para las cuatro de la tarde, anunciando ya la presentación del coche del Mundial de 2013, de nombre W04.

Pero llegó la hora y nada. Hasta que sobre las cinco saltó la primera señal de alarma: "Literalmente estáis matando nuestra página web". Informaron de que estaban intentando arreglarla, pero poco después colgaron la foto del servidor quemado e inservible con el siguiente mensaje: "Esto es lo que nuestros fans son capaces de hacer con nuestros servidores para descubrir el FW04 en nuestra web".

Dicha web no se recuperó y a las ocho de la tarde la marca alemana comunicó que "la demanda en nuestros servidores ha superado a cualquier cosa vista hasta hoy en Mercedes Benz". Luego llegaron las disculpas, la promesa de estar trabajando "en ello" y un par de últimos mensajes que alimentan la sospecha de montaje.

En el penúltimo aparece una foto con la puerta del garaje medio subida y en el último, un nuevo reclamo: "El W04 está camino de España (la semana próxima se celebran en Jerez los primeros entrenamientos de pretemporada)".

El extraño suceso provocó todo tipo de comentarios en Internet. Entre ellos, el cierto sambenito de gafe que acompaña a Lewis Hamilton desde aquella famosa escena de 2007 en el GP de China, cuando batallaba por el título con Fernando Alonso, entonces compañero y enemigo en McLaren. Lewis tenía el título en la mano, pero encalló su coche en la arena de la puzolana y desde entonces ha tenido varios capítulos de mala suerte. Si lo del servidor informático de Mercedes es verdad, el piloto inglés, que este año debuta al volante de la escudería alemana, tendrá que aguantar más de una broma en el paddock.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba