Deportes

España remonta a Costa Rica un partido incómodo (2-1)

Los de Del Bosque comenzaron perdiendo, pero remontaron con goles de Alcácer y Cesc. La segunda parte con Silva al mando mejoró la imagen de la Roja.

España celebra uno de los goles ante Costa Rica.
España celebra uno de los goles ante Costa Rica. EFE

La selección española se reencontró con el triunfo, remontando en un duelo amistoso a Costa Rica en el Reino de León con goles de Paco Alcácer y Cesc Fábregas, en un ambiente de fiesta que se ensombreció con los silbidos a Gerard Piqué de su propia afición, en un juicio de poco sentido. Llegaba España de dejar una preocupante imagen en el Amsterdam Arena ante Holanda que debía corregir. Un rival como Costa Rica, que sorprendió a todos en el Mundial de Brasil, era una buena opción para recuperar sensaciones. León volcada con la Roja en un partido que nacía con alta intensidad para las alturas de la temporada en la que se presentaba. Jugadores que llevaban dos semanas de vacaciones pero que tuvieron fuerzas suficientes para levantar un partido que se puso en contra con rapidez.

Pagó la selección española saltar al césped sin la intensidad defensiva necesaria y Costa Rica sorprendió. Con el arma que tanta gloria le dio en el último Mundial, un contragolpe demoledor amparado en la velocidad de Joel Campbell y la calidad de Bryan Ruiz. Tuvo un tercer invitado en el ataque que brilló, Johan Venegas definió con calidad a los seis minutos. El pase atrás de Campbell lo colocó en la red de la meta de David de Gea con un toque preciso colocado. Reaccionó con rapidez España. Regresaba Paco Alcácer tras una inoportuna lesión y de nuevo explotó su eficacia. El toque al espacio de Nolito le dejó con metros por delante de carrera en solitario. Definió perfecto, con tiempo para pensar y sin dudar ante Keylor Navas. Una muesca más en su revolver en el duelo por el nueve con Álvaro Morata y Diego Costa.

Desató España buenos minutos de fútbol explotando su banda derecha a la perfección. Conectaron Carvajal y el debutante Aleix Vidal, descarado y reivindicando la figura del extremo hasta que un pisotón tras una caída le obligó a quedarse en el vestuario en el tiempo de descanso. Lo intentó siempre para abrir una defensa de cinco de Costa Rica. Hacía falta a los españoles velocidad en su juego, precisión en los cambios de juego y acierto en el uno contra uno. Cuando pudo lanzó también el contragolpe para aprovechar espacios. Los vio Sergio Ramos, recuperado de su lesión y con buena imagen, para el disparo de Koke centrado.

El control pasó a ser de España aunque Campbell era una amenaza constante con su velocidad. A la media hora de duelo la insistencia de Aleix Vidal tuvo premio. Su centro lo remató Nolito y lo desvió a la red Cesc Fábregas, encontrando el premio del gol a su apuesta por jugar recién operado de la nariz para enterrar sus tiras y aflojas con Del Bosque. Los aficionados del Reino de León se divirtieron en un duelo de intensidad. Venegas ponía el peligro por la banda izquierda, aunque no llegaban remates a De Gea. Sí los tuvo Keylor Navas para recuperar el mejor de sus niveles y demostrar que ha perdido un año en el Real Madrid, sin apenas oportunidades de brillar.

Cuando España apretó el portero costarricense brilló. La fiesta del fútbol puso su punto negro cuando Piqué salió a calentar. Inédito en la época dorada de la Roja que un jugador fuese silbado en un estadio en territorio español. Las ideas políticas, su respaldo a los que silbaron el himno nacional en la final de Copa del Rey, pasa factura al central catalán que no ha sido señalado ni cuando jugó en Madrid, en el Santiago Bernabéu o el Vicente Calderón.

Mientras la grada del estadio se enfrentaba entre silbidos o aplausos a Piqué, Keylor dejaba buenas intervenciones. Sus reflejos se ganaron la ovación de todos ante el remate en carrera de Sergio Ramos tras una falta medida de Koke. La entrada de Cazorla y Silva aumentaban al toque. Vitolo retomaba el papel de Aleix Vidal y asistía a Cazorla que no pudo superar a Keylor. Silva se iba de todos y Bartra inventaba un remate de rabona que sacaba en la línea de gol la defensa costarricense.

Costa Rica no bajó nunca los brazos. Intentó empatar el partido sin éxito, con pocos recursos para dañar a la zaga española. Sus cambios no surtieron el efecto deseado y se mantuvo en pie gracias a su portero. Keylor sacó otra mano a Carvajal, que amagó con centrar y chutó. Y terminó saliendo rápido para tapar espacios y evitar el doblete de Alcácer.

España estuvo cómoda y recuperó sensaciones positivas antes de la importante visita a Bielorrusia. Hasta el último segundo buscó el tercero, Silva rozó el poste con su disparo, pero el duelo acabó con una oportunidad de empate para Costa Rica con una falta en la frontal. Bryan Ruiz, gris toda la noche, chutó a las nubes.

2 - España: De Gea; Carvajal, Marc Bartra, Sergio Ramos (Piqué, m.58), Bernat; San José (Busquets, m.73), Koke (Cazorla, m.58), Cesc (Isco, m.82), Aleix Vidal (Vitolo, m.46), Nolito (Silva, m.58) y Alcácer.

1 - Costa Rica: Keylor Navas; Christian Gamboa, Michael Umaña, Giancarlo González, Roy Miller, Junior Díaz (Aguilar, m.81); Celso Borges (Saborío, m.89), David Guzmán (Cubero, m.68); Joel Campbell, Bryan Ruiz y Johan Venegas (Vega, m.67).

Goles: 0-1, m.6: Venegas. 1-1, m.8: Alcácer. 2-1, m.30: Cesc.

Árbitro: Domagoj Vuckov (CRO). Amonestó a Gamboa (57) y Borges (75) por Costa Rica.

Incidencias: encuentro amistoso disputado en el Reino de León lleno, con 13.500 espectadores en las gradas.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba