El Buscón

Los espías del PSOE en la Agencia Tributaria y sus terminales parlamentarias

Los intereses legales de la cementera Cemex en España los gestiona la firma internacional Ashurst

El diputado Pedro Saura (dcha.) fue repescado en 2011 por el Grupo Socialista como parlamentario.
El diputado Pedro Saura (dcha.) fue repescado en 2011 por el Grupo Socialista como parlamentario. FLICKR/María González Veracruz

Están en la oposición, pero no por eso han perdido pie en algunas instituciones y, menos aún, en algunos centros administrativos de la máxima sensibilidad como es, en este caso, la Agencia Tributaria. La inspección abierta a la multinacional cementera Cemex, asesorada legalmente en España la firma internacional Ashurst, está sirviendo de palanca al PSOE para intentar desestabilizar al nuevo equipo que tomó posesión hace cinco meses, como se evidenciará esta semana entrante en el Congreso de los Diputados. En esta firma quien lleva directamente la cartera de Cemex es el socio Eduardo García. El asesor no es, por tanto, Equipo Económico, firma relacionada en las filas socialistas por el PP, entre otras cosas porque en su equipo fundacional estuvo Cristóbal Montoro, como se filtró erróneamente al principio. 

El diputado Pedro Saura, repescado en 2011 por el Grupo Socialista como parlamentario después de conducir al PSOE a su hundimiento electoral en Murcia, ha colado esta semana una pregunta al ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, sobre el cese de Dolores Linares, la funcionaria que inspeccionó parcialmente a la cementera, a la que considera “fundamental en la lucha contra el fraude fiscal”. El pasado jueves, cuando se conoció la noticia a través de El País, Saura se paseó por los pasillos del Congreso con gesto de aparente despiste,  a la caza de algún periodista que le preguntara por este asunto. Después de conseguir su minuto de gloria, habló fuera de micrófono de las injerencias políticas que, en su opinión, sufre la Agencia Tributaria desde que el PP llegó a La Moncloa.

Lo que no explicó Saura es que desde hace dos años actúa como buzón parlamentario de un trio muy potente de funcionarios que manejan información altamente sensible –caso HSBC, lista Falciani, relaciones bilaterales con Cataluña…– y que operan dentro de la Agencia como manantial de asesoramiento del Partido Socialista. Se trata del exsecretario de Estado de Hacienda Juan Manuel López Carbajo, amigo de la funcionaria cesada, de la exdirectora general de Loterías Inmaculada Vela y de la exnúmero dos de Magdalena Álvarez en Fomento y exdirectora general de Aena Encarnación Vivanco. Los tres disfrutan de un retiro de lujo en la Delegación Central de la Agencia Tributaria y, según algunos de sus actuales compañeros, siguen sacándole mucho jugo a sus relaciones políticas y conexiones parlamentarias con el PSOE y algunos de sus exministros.

A la misma orquesta, pero sin apenas información sobre la trastienda que sí controlan los socialistas, se ha sumado también como violinista el coordinador de IU Cayo Lara, quien ha registrado una pregunta a Montoro sobre los ceses registrados en la Agencia Tributaria. Este lunes, su director, Santiago Menéndez, tiene previsto celebrar una reunión con los inspectores para abordar sus problemas laborales, sin descartar que la auditoría interna de Hacienda investigue a fondo lo sucedido en el expediente abierto a la cementera. Dentro de la mecánica de la Agencia está protocolizado que antes de abrirse un expediente de sanción contra un contribuyente se someta a inspección todas sus responsabilidades tributarias, no solo las procedentes de un impuesto, dentro de un proceso denominado “visión global” que la funcionaria cesada, al parecer, no respetó en el caso de Cemex.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba