1.500 DEL ESTADO Y 1.500 DEL CONCESIONARIO

El Gobierno da 1.000€ más a las familias numerosas que compren coche nuevo

El nuevo PIVE, que entrará en vigor este sábado, sube la ayuda de 2.000 euros a 3.000 euros a las familias numerosas que adquieran un coche de más de cinco plazas, cuyo precio no suba de 30.000 euros (IVA no incluido). 

El PIVE-2, el nuevo plan de ayuda a la compra de un vehículo que entrará en vigor el próximo lunes, incrementa en 1.000 euros (un 50% más) la ayuda a las familias numerosas que compren un turismo de más de cinco plazas y cuyo precio no sea superior a los 30.000 euros (para el resto no debe superar los 25.000 euros). Esta es una de las principales novedades de dicho plan de ayudas, según acordó el pasado 30 de enero el consejo de administración del IDAE en relación a esta segunda convocatoria de ayudas al motor.

Este segundo plan está dotado con el doble de recursos, hasta 150 millones de euros, y está también dirigidos a la compra de vehículos comerciales ligeros, con lo que amplia las oportunidades de compra a las pymes (con menos de 250 empleados, que facture menos de 50 millons o que su activo no suba de 43 millones).

Otra novedad es que con el plan amplia también las condiciones: ahora se puede achatarrar vehículos de más de diez años (antes eran doce) para acceder a dicha ayuda, y para los comerciales, se reduce de diez a siete años dicha antigüedad.

Estos 150 millones con los que parte este plan de ayuda podrá incrementarse en el caso de que se cancelen otras partidas del presupuesto, una vez que se efectúe la úlitma reserva (durante los próximos doce meses). En este sentido, las reservas del PIVE-2, que los concesionarios podrán iniciar a partir del próximo lunes, se solaparán con las validaciones aún del PIVE.  El IDAE aún tiene que asignar y abonar un tercio del primer plan (25.000 de las 75.000 operaciones).

Todas estas ampliaciones y mejoras del PIVE persiguen aumentar el impacto de las ayudas públicas sobre el mercado. Las 50.000 matriculaciones ya abonadas del PIVE durante los cuatro primeros meses de vigencia (de octubre 2012 a enero 2013) siguen sin dar muestras contundentes de estímulo sobre las ventas, ni su capacidad de dar un vuelco -como consiguieron los planes de estimulo de años atrás- a la negativa evolución de las matriculaciones. El escenario es otro: fuerte crisis económica, el aumento imparable del paro (casi seis millones), la reducción de los salarios en busca de la competitividad...

Así 2013 ha arrancado el año con otro recorte en ventas de coches. En enero, el mercado español se ha apuntado de nuevo una caída relevante del 9,6%, y ha conseguido matricular 49.671 unidades. No obstante, las patronales destacan el alza de las ventas en el canal de particulares, donde las matriculaciones han crecido un 7%, hasta 28.099 unidades, es decir, unos 1.850 coches más respecto a enero del año pasado. 

Por su parte, el canal de empresas retrocedió un 11,7% -16.763 operaciones-; y el de compañías de alquiler registró una caída del 50,05% -4.809 unidades-).

Para el Estado, este tipo de ayudas revierten positivamente via impuestos. Entre los dos planes de estímulo (75 millones y 150 millones) recaudará casi 1.000 milllones. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba