Selectividad 2017 Profesiones truncadas: el 34,5% de los estudiantes abandona la carrera que elige

Un 30% de los estudiantes españoles deja la carrera que eligió según Eurostat
Un 30% de los estudiantes españoles deja la carrera que eligió según Eurostat Pexels

Los estudiantes que han aprobado Selectividad pronto se verán inmersos en el maratón burocrático que supone matricularse en una facultad, un engorro al que no ayuda la sensación de incertidumbre de aquellos que ni siquiera saben qué quieren estudiar. De acuerdo a un informe de la consultora Círculo Formación, tres de cada cuatro bachilleres se encuentran en esta situación.

Además, el análisis -que ha contado con la participación de más de 17.000 jóvenes que han acudido al Salón de Orientación Universitaria Unitour organizado en 23 ciudades españolas- revela que casi cuatro de cada diez estudiantes barajan hasta tres posibles carreras, mientras que un 33% duda entre dos y un 6% se encuentran totalmente perdido.  

Cuatro de cada diez estudiantes barajan hasta tres posibles carreras, mientras que un 33% duda entre dos y un 6% se encuentran perdido

Pero las dudas tampoco se disipan al aterrizar en la facultad. España es uno de los países desarrollados con mayor fracaso escolar, pero también con más casos de abandono universitario una vez elegido el Plan de Estudios. Según el último informe de la Fundación Conocimiento y Desarrollo (CYD) la tasa global de abandono del estudio en el curso 2014-2015 de la cohorte que entró en el 2010-2011 fue del 34,5%, dos puntos y medio por encima del dato del curso precedente, también reforzando la tendencia que se venía observando en los últimos cursos.

Este fue el caso de Sergio Borrego, que hoy trabaja como administrativo. "Al momento de matricularme, dudaba entre dos, pero me decanté por Ingeniería Técnica Industrial. Al primer año la dejé", confiesa. El joven se cambió a Empresariales. "Siempre he sido más de Ciencias que de Letras. Opté por esa Ingeniería porque me atraían las salidas laborales que tenía, me veía trabajando en eso. Sin embargo, no supe gestionar el cambio de chip del instituto a la facultad", reconoce. Borrego estaba acostumbrado a "estudiar los días antes del examen", una fórmula que no le sirvió en la carrera. "Decidí dejarla y cambiar por otra que, además de gustarme, estaba en mi ciudad natal, por lo que así no hacía perder más dinero a mis padres", cuenta.

Biblioteca de Turismo y Finanzas de la Universidad de Sevilla
Biblioteca de Turismo y Finanzas de la Universidad de Sevilla Flickr

Carreras "vocacionales"

Borrego es solo un caso entre miles. "Atendiendo a los que abandonaron el estudio, pero solamente para cambiarse a otro grado diferente, esto es, la tasa global de cambio de estudio, se observa que ésta fue del 12,5% en 2014-2015 para la cohorte que entró en 2010-2011, casi un punto y medio por encima del dato del curso anterior", explican desde la fundación. Y, entre los posibles motivos, destacan "un alto nivel de exigencia; mala y escasa orientación previa; poca información e insuficiente formación previa".

Mientras que la tasa parcial de abandono por ámbito asciende al 43,7% en Ciencias e Informática; en el caso de las Artes y Humanidades se sitúa en el 41,4%. "Entrar en la carrera sin saber a qué se enfrentarían, expectativas erróneas y no saber adaptarse a la vida universitaria son otras de las razones. La tasa de abandono es menor en las carreras más vocacionales, como Medicina, Enfermería o Formación de Docentes",comentan.

Doble que en la UE

Desde el Instituto de Estudios Económicos (IEE), un estudio basado en cifras de Eurostat reveladatos similares en torno al abandono universitario. Cerca del 30% de estudiantes deja la carrera una vez empezada, una cifra que duplica al 14,2% de media de la UE y que supone que, de los 220.000 alumnos que entran cada año en el campus, 66.000 lo dejan antes del tercer curso, una "fuga" que tendría un coste de 2.960 millones de euros anuales y donde las carreras técnicas se ven más afectadas.

"Las carreras que en los últimos años están sufriendo más este abandono son las relacionadas con la informática", asegura David Monreal, profesional con 20 años de experiencia en el sector online y fundador de la escuela de programación Skylab Coders.

Las carreras relacionadas con la Informática sufren más el abandono
Las carreras relacionadas con la Informática sufren más el abandono Pexels

Poca orientación

"Diferentes universidades han realizado estudios para tratar de explicar o entender a qué se debe este fracaso, especialmente en este tipo de titulaciones técnicas. Por ejemplo, según un análisis de la Universidad Politécnica de Madrid de 2014, el abandono en titulaciones relacionadas con la informática, donde es mayor que en otras ingenierías, se eleva a tasas que van desde el 42% al 59%", señala.

La Universitat Pompeu Fabra, continúa, también ha publicado datos interesantes de los que se desprende que, de cada 300 matriculados en el grado de ingeniería informática, solo 30 consiguen graduarse tres años más tarde. "Una de las principales causas del abandono sería que los alumnos que acceden a estas titulaciones de informática no tienen ni la información ni la orientación suficiente para ello", considera Monreal, que además trabajó 12 años como desarrollador de negocio en InfoJobs.

El abandono en titulaciones relacionadas con la Informática es mayor que en otras ingenierías y se eleva a tasas que van hasta el 59%

Según el creador de Skylab Coders,se ha demostrado que los estudiantes que menos abandonan estas carreras son aquellos que han recibido orientación profesional en este campo. "Por eso, la nota de corte no es suficiente a la hora de escoger una carrera, ya que cada titulación requiere fortalezas distintas", opina.

Para Monreal, uno de los asuntos pendientes y que más urge resolver es implementar planes de orientación académica, con pruebas de nivel adecuadas que sirvan para seleccionar a aquellos estudiantes que cuentan con la capacidad y aptitudes necesarias para cursar unos estudios determinados. "Es importante que cada uno estudie aquello que le gusta. Si, al terminar la Selectividad, no se tiene claro, se debería orientar bien al estudiante: comprender sus motivaciones, sus puntos fuertes y sus puntos de mejora", dice.

Los alumnos que han aprobado Selectividad pronto se verán inmersos en la maratón burocrática de las matrículas
Los alumnos que han aprobado Selectividad pronto se verán inmersos en la maratón burocrática de las matrículas Efe

Idoneidad y graduación

De acuerdo al informe de la Fundación CYD, tomando la duración y cohorte que se tome, en los últimos cursos se constata que no más de cuatro de cada 10 ingresados en la universidad para cursar estudios de grado, terminaron la carrera en la duración teórica prevista. Asimismo, también resulta interesante analizar la tasa de graduación, que se define como el porcentaje de estudiantes que finaliza la titulación en, como máximo, el tiempo teórico previsto más un curso más.

Uno de cada dos ingresados en la universidad para cursar estudios de grado, terminaron la carrera un curso después de la duración teórica prevista

"En este caso, y en referencia a los grados de cuatro años de duración teórica prevista, dicha tasa era para aquellos que egresaron en el curso 2014-2015 y entraron en el 2010-2011 del 46,1%, tres puntos y medio inferior al dato que se obtiene si nos fijamos en la cohorte de entrada del 2009-2010", señalan. Si se pone el foco en los grados de cinco años de duración teórica prevista, continúan desde el centro de estudios, dicha tasa era del 44,6% -cohorte de entrada, en consecuencia, del 2009-2010)-.

"En síntesis, tomando la duración teórica prevista y la cohorte de entrada que se tome, en los últimos cursos se constata que no más de uno de cada dos ingresados en la universidad para cursar estudios de grado, terminaron la carrera en la duración teórica prevista más un curso más", concluyen.

Se buscan ingenieras

Además, las ingenierías, enmarcadas en el ámbito de las STEM junto a las disciplinasdeciencia, tecnología y matemáticas sufren otro abandono: el de las mujeres. Incluso antes de cursarlas. "La respuesta a por qué hay menos mujeres en estas carreras es muy compleja. En referencia a la programación, creo que, en parte, es una cuestión de marketing. Históricamente, la programación se ha orientado desde una vertiente muy técnica. Se ha 'vendido' que ser técnico es ser 'friki', cuando no lo es. Esa aproximación puede hacer que las chicas no se sientan identificadas con este tipo de estudios", apunta Monreal.

La programación se ha orientado desde una vertiente muy técnica. Se ha 'vendido' que ser técnico es ser 'friki', cuando no lo es"

Milagros Sáinz, directora del Gender and ICT Research Group del IN3 de la UOC e impulsora del libro ¿Por qué no hay más mujeres STEM? Se buscan ingenieras, físicas y tecnólogas,editado recientemente por Fundación Telefónica y la editorial Ariel, explica a altavoz que la predominancia de los roles de género continúa condicionando las decisiones que toman las jóvenes.

De este modo, las mujeres siguen concentrándose en estudios vinculados a roles tradicionales femeninos en los ámbitos de las humanidades, las ciencias sociales y las ciencias de la salud, según recoge el libro, ligado al proyecto de investigaciónYoung people’s gender biases about STEM. "Por lo general, existe la creencia de que las mujeres son más capaces de desarrollar habilidades vinculadas a la lectura o los idiomas, habilidades estas que se han entendido como congruentes con el rol de género femenino", señalan los autores.

Dentro de las carreras STEM, Medicina se asocia más a las mujeres que Física
Dentro de las carreras STEM, Medicina se asocia más a las mujeres que Física Flickr

Problema mundial

"Una chica brillante en Bachillerato tiende a elegir Medicina porque, aunque también sea una disciplina STEM, es más congruente con su rol que, por ejemplo, Informática, Física o Tecnología", destaca Sáinz. Además, la profesora pone en relieve que, a medida que las personas son más jóvenes, la visión sobre las carreras STEM es más "estereotipada e idealista" y, en el caso de las mujeres que eligen como carrera una disciplina de este ámbito se enfrentan en ocasiones a un "entorno hostil".

La falta de vocación femenina en carreras STEM es un problema que afecta a la mayoría de países occidentales. En España, la cifra de mujeres dedicadas a este ámbito es mayor que en Suecia

"Muchas chicas que abandonan la carrera, una vez empezada, aluden al sentimiento de soledad que padecen. Sus compañeros cuestionan más sus capacidades y, entrados en el mercado laboral, muchas mujeres señalan que un error suyo no es igual que el que pueda cometer un compañero", afirma.

Cabe destacar, que la falta de vocación femenina en estas materias es un problema que afecta a la mayoría de países occidentales y que, precisamente en España, Portugal o Grecia -países del sur de Europa- la tasa de mujeres "STEM" es mayor que en otros lugares. "En países como Suecia, donde las mujeres han conseguido la igualdad antes que en España, la cifra de mujeres que se dedican a estas disciplinas es menor, algo que se repite en Alemania, donde los avances tecnológicos son mayores", compara Sáinz.

España cuenta con más mujeres 'STEM' que países como Suecia
España cuenta con más mujeres 'STEM' que países como Suecia Pexels


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba