Educación

La exconsejera de Enseñanza catalana defiende desde Bélgica a los maestros investigados por incitar al odio

Clara Ponsatí, que asumió las funciones de los directores de colegios con el objetivo de eximirles de responsabilidad jurídica de cara al referéndum previsto para el 1 de octubre, asegura desde la capital belga que "La libertad de expresión también es educación".

La exconsejera de Enseñanza de la Generalitat Clara Ponsatí
La exconsejera de Enseñanza de la Generalitat Clara Ponsatí Efe/Quique García

"La libertad de expresión también es educación". La exconsejera de Enseñanza de de la Generalitat, Clara Ponsatí, ha defendido así a los ocho maestros de el municipio de La Seu d'Urgell (Lleida) investigados por un posible delito de incitación al odio cuando abordaron en clase la información sobre el referéndum del 1-O. Ponsatí, que asumió las funciones de los directores de colegios con el objetivo de eximirles de responsabilidad jurídica de cara al referéndum ilegal, ha apoyado a los docentes desde Bélgica, país donde se encuentra junto a Carles Puigdemont y otros tres 'exconsellers' y donde acaba de quedar en libertad con cargos y medidas cautelares.

No toleramos acoso judicial a los maestros. No tenemos miedo", ha declarado desde Bélgica, donde se encuentra junto a Carles Puigdemont y otros tres 'exconsellers'

"No toleramos acoso judicial a los maestros. No tenemos miedo", ha advertido Ponsatí en Bruselas haciendo referencia a la noticia sobre la citación judicial que han recibido los docentes -pertenecientes a tres escuelas- para este martes 7 de noviembre a raíz de las denuncias interpuestas por algunas familias en las que se acusa a los centros educativos de introducir en las aulas un relato político en "tono catalanista y contra los españoles" sobre el 1 de octubre y las cargas policiales que llevaron a cabo efectivos de las fuerzas de seguridad del Estado. De acuerdo al diario Segre, las personas citadas son el director y cuatro maestros de la escuela Mossèn Albert Vives, la directora y un docente del Pau Claris y la directora de la escuela La Salle.

Consorcio de Educación

Posantí accedió al cargo de consejera de Enseñanza el pasado julio, precisamente por su compromiso con el referéndum, y, a mediados de septiembre, tan solo un día después del inicio del nuevo curso escolar en Cataluña, sustituyó a Lluís Baulenas en su cargo de presidente del consorcio de Educación de Barcelona. Baulenas fue cesado por Puigdemonten plena búsqueda de locales en Barcelona para que fuesen puntos de votación en la jornada de la consulta.

"El consorcio supone casi la mitad de los centros de la capital y este cese da mucho que hablar. Que no hayan encontrado a nadie para que asuma ese desafío y tengan que poner a la propia consejera... Hace de presidenta y de barrendero, es decir, que solo se fían de ellos mismos porque ni siquiera saben lo que va a pasar", comentaban a Vozpópuli desde el sindicato de docentes AMES haciendo referencia a la incertidumbre que experimentaba la docencia catalana ante la apertura o cierre de colegios.

Ponsatí, que tendrá que declarar el próximo día 17 de noviembre ante un tribunal en Bélgica (la Cámara del Consejo de Bruselas), nació en Barcelona en 1957 y se licenció en la Facultad de Económicas de la Universidad de Barcelona (1980). Después, estudió un máster en Economía en la Universidad Autónoma de Barcelona (1982) y se doctoró en 1988 en el Departamento de Economía, en la Universidad de Minnesota, en Estados Unidos, donde permaneció unos años como profesora.

Enfrentamiento con García-Margallo

Es especialista en Teoría de Juegos y Economía Pública, con interés en la negociación y la resolución de conflictos. Además, fue profesora de investigación del Instituto de Análisis Económico del CSIC y asumió su dirección entre 2006 y 2012. Ha sido profesora visitante en las universidades de Toronto, San Diego y Georgetown. En 2013, denunció que el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte del Gobierno de España decidió no renovar su sitio como profesora visitante de la cátedra Príncipe de Asturias en la Universidad de Georgetown por su posición favorable al derecho a decidir, considerando este hecho una maniobra de "censura" ante sus opiniones políticas.

Denunció que el Ministerio de Educación decidió no renovar su sitio como profesora visitante de la cátedra Príncipe de Asturias en la Universidad de Georgetown por su posición favorable al derecho a decidir

Sus puntos de vista sobre las relaciones entre Cataluña y España provocaron que el entonces ministro de Exteriores, José Manuel García-Margallo, asegurara que una cátedra en el extranjero "no Debe servir de base para alentar procesos secesionistas contrarios a la Constitución", resaltando que "mientras yo sea ministro no ocurrirá en ninguna embajada española". 

Su última responsabilidad antes de asumir en julio de 2017 la Consejería de Enseñanza de la Generalidad de Cataluña fue dirigir la Escuela de Economía y Finanzas en la Universidad de Saint Andrews, en Escocia y ser miembro del secretariado nacional de la Asamblea Nacional Catalana (ANC). El pasado 1-O denunció haber sido agredida por agentes del Cuerpo Nacional de Policía (CNP) a su entrada en la sede del Departamento que gobernaba. Según Ponsatí intentó dialogar con algunos policías para impedir su entrada en el punto de votación del referéndum, pero fue "arrastrada por el suelo", además de haber "recibido golpes" y ver cómo "le robaban" su iPad.

Este lunes, a  través de su cuenta de Twitter, antes de defender a los maestros investigados por supuestos delitos de odio en Lleida, ha dado los buenos días desde Bruselas:


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba