Nacional

PNV, IC y BNG quieren que Bruselas le pida al Gobierno que dé pasos a favor del "proceso de paz"

La izquierda europea más los nacionalistas vascos promoverán en el Parlamento Europeo una campaña de recogida de firmas por el que quieren forzar a Rajoy que acerque presos etarras. El día escogido es el de la huelga general convocada por UGT y CC.OO.

Diputados de Amaiur en el Congreso
Diputados de Amaiur en el Congreso Europa Press

Los eurodiputados del PNV, IC y BNG no harán huelga el próximo 29 porque ese día se dedicarán a recoger firmas en el Parlamento Europeo en contra del "parón" del proceso de paz al objeto de forzar al Gobierno a que dé pasos a favor de los presos etarras. Los convocantes de esta iniciativa, que contarán con la presencia del que fuera jefe de Gabinete de Tony Blair y uno de los promotores de la conferencia de paz de San Sebastián del pasado octubre, Jonhatan Powell, pretenden también que Bruselas se apunte a la "causa" y sea un elemento activo en el proceso que abrió ETA el pasado 20 de octubre al anunciar el fin de su actividad criminal, no así su disolución.

Lo cierto es que la iniciativa anunciada para el día 29, a la que se han sumado otros europarlamentarios del Grupo de Los Verdes franceses, se produce después del fracaso de la recogida de firmas que se venía haciendo a favor de la declaración de Aiete, que se ha saldado hasta ahora con la rúbrica de un exiguo número de 26 diputados europeos. Los representantes del PP en la Eurocámara no tienen previsto por el momento contrarrestar esta campaña bajo el argumento de que "cuanta menos publicidad, mejor", según indicaron a Vozpopuli, y es que no parece que los promotores hayan tenido hasta ahora mucho eco.

Precisamente, la eurodiputada del PNV Izaskun Bilbao, admitió ayer que la recogida de firmas "no ha conseguido todos los apoyos que nos hubiera gustado" al tiempo que se mostró escéptica sobre la posibilidad de cosechar el apoyo de las instituciones europeas habida cuenta de que tampoco lo hay entre los partidos del País Vasco.  "Tenemos que renunciar al electoralismo y a las fotos. Hace falta liderazgo y discreción para tener éxito y lograr que las instituciones europeas nos apoyen como apoyaron a Irlanda con el programa PEACE", indicó en alusión a la cita electoral vasca que toca en menos de un año y por la que los partidos en esta Comunidad empiezan a calentar motores y a tomar posiciones.

Raúl Romeva, de IC-V, señaló que el acto del día 29, justo para cuando han convocado huelga general Comisiones Obreras y UGT, "puede ser un punto de inflexión y reforzar el proceso" y que éste no debe fracasar porque "es una iniciativa que emana de una demanda de la sociedad y nace desde dentro de la sociedad vasca". Ahora se trata de "dar apoyo externo" para que "este proceso avance". En su opinión, en todo proceso de estas características siempre hay parones y bloqueos pero "eso no debe ser una excusa para dejar de avanzar" y desde el Parlamento Europeo "debemos acompañar con generosidad" el proceso, afirmó, informa Efe.

Pero la pretensión de los promotores de esta iniciativa, --a la que no parece que vayan a acudir ni Koffi Annan ni Gerry Adams, que sí estuvieron en San Sebastián--, chocará con la política del Gobierno, solo dispuesto a dar pasos individuales para casos individuales y no medidas colectivas como pide la banda, que reclama asimismo de sus presos que no se acojan a la vía Nanclares, que exige la petición de perdón, el reconocimiento del daño causado, la asunción de las penas económicas y la colaboración con la justicia para el esclarecimiento de los crímenes de ETA sin resolver. No pasa por su ánimo responder a dos de las peticiones de los proetarras, esto es, acercar presos de ETA a cárceles del País Vasco y "derogar" la doctrina Parot sobre el cumplimiento de las penas.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba