Nacional

IBM vaticina la desaparición de las contraseñas en los próximos 5 años

En un plazo de 5 años, las contraseñas para acceder a sistemas informáticos desaparecerán en favor de los parámetros biométricos -escáneres de retina y dactilares, por ejemplo-, según las predicciones para el próximo lustro que ha publicado hoy la multinacional estadounidense IBM en un comunicado.

El "gigante azul", como se conoce a la empresa, prevé asimismo el aprovechamiento de la energía cinética de la actividad física humana, así como del calor que desprenden los ordenadores e "incluso, de la corriente de agua por las cañerías".

En un plazo de 5 años, las contraseñas para acceder a sistemas informáticos desaparecerán en favor de los parámetros biométricos -escáneres de retina y dactilares, por ejemplo-, según las predicciones para el próximo lustro que ha publicado hoy la multinacional estadounidense IBM en un comunicado.

El "gigante azul", como se conoce a la empresa, prevé asimismo el aprovechamiento de la energía cinética de la actividad física humana, así como del calor que desprenden los ordenadores e "incluso, de la corriente de agua por las cañerías".

Además, considera que los desarrollos en la tecnología que interpreta la actividad cerebral permitirán conectar las mentes de los usuarios con los dispositivos informáticos.

En cuanto a la conocida como "brecha digital" -la diferencia entre los conectados a internet y los desconectados-, IBM ha asegurado que se reducirá gracias a la extensión de los teléfonos móviles.

En lo relativo al correo basura ("spam"), IBM confía en el perfeccionamiento de los filtros y en la extensión de la publicidad relevante para los usuarios, con lo que "en cinco años, los anuncios no solicitados podrán parecer tan personalizados y relevantes que dará la impresión de que el 'spam' está muerto", ha explicado.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba