Nacional

Altos cargos de CCOO y UGT pierden el estatus de liberados sindicales y vuelven al trabajo

El Real Decreto-Ley 20/2012, que recoge una drástica reducción de liberados en la Administración General del Estado, afecta a los máximos responsables de los sindicatos, que negocian estos días un acuerdo para limitar estas medidas. 

Toxo y Méndez rodeados de otros dirigentes de CCOO y UGT el pasado 7 de octubre, durante una manifestación.
Toxo y Méndez rodeados de otros dirigentes de CCOO y UGT el pasado 7 de octubre, durante una manifestación. Kote Rodrigo (EFE)

Fue duro el Real Decreto de julio, técnicamente llamado RD 20/2012, aquel que suprimió los canosos, redujo los moscosos y eliminó la paga extra de las próximas Navidades a millones de funcionarios. Un texto que escondía otras polémicas medidas que fueron conociéndose luego de su aprobación, el 13 de julio, como la supresión de 6.000 liberados sindicales en todas las Administraciones Públicas -central, autonómica y local- para ahorrar 250 millones de euros, según datos del Ministerio de Hacienda (los sindicatos rechazan que haya siquiera tantos liberados en España).

La eliminación de la exención laboral para realizar funciones sindicales fuera del puesto de trabajo (hay liberados a tiempo completo y también por horas) ha ido bien lejos: varios de los máximos dirigentes de Comisiones Obreras (CCOO) y de la Unión General de Trabajadores (UGT) con plaza de funcionarios tuvieron que regresar a su trabajo el pasado 1 de septiembre, según ha podido saber Vozpópuli. El responsable teórico de estas medidas es Antonio Beteta, secretario de Estado de Administraciones Públicas, área que compete a Hacienda.  

La pérdida de este estatus ha tocado no solo a dirigentes de ambas ejecutivas, que rondan la veintena de miembros cada una, sino a cargos con responsabilidad ciertamente elevada, caso de Fernando Lezcano, número dos de CCOO, portavoz y un habitual en las ruedas de prensa. Según el propio Lezcano, profesor en un instituto de Cataluña, “poco faltó” para que las directrices de Beteta le quitaran la liberación. “Tuvimos que pedir un permiso sindical para frenar esto”, reconoce el afectado. ¿Cómo quieren que combine la docencia fuera de Madrid con la portavocía de mi sindicato?

Dirigentes históricos

Así, otros dirigentes de CCOO ya han perdido su condición, como Salce Elvira, histórica dirigente ligada a la corriente crítica de esta central y responsable de I+D. O de Javier Doz, secretario de Internacional de CCOO. Ambos son profesores de secundaria. Otros dos altos cargos de CCOO y otro de UGT también han visto cómo las medidas del Gobierno les obligan a retomar sus funciones sindicales después del trabajo. De hecho, los dos sindicatos mayoritarios en España negocian estos días con Hacienda la recuperación del estatus anterior para los dirigentes con un asiento en las Ejecutivas Confederales y plaza de funcionarios.

A falta de acuerdo, probablemente habrá más casos de máximos responsables obligados a volver al tajo. Así las cosas, trabajadores de empresas públicas con la condición de liberados (Renfe, Aena, y un largo etcétera) no saben qué ocurrirá en los próximos meses. “Es una manera de mermar nuestro potencial: ésa es la intención del Gobierno”, reconoce un afectado.          


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba