EL SUMARIO DE LA TRAMA DE CORRUPCIÓN

Una cuenta Gürtel con 460 millones salpica a directivos de una empresa turística argentina

Dos ejecutivos de Eves SA, la más antigua agencia de viajes del país sudamericano, figuran como apoderados de seis depósitos en sucursales del Banco Pastor en Galicia utilizadas por un 'gestor' de la red de Correa para 'lavar' grandes cantidades de dinero

Francisco Correa, tras comparecer ante el juez Ruz el pasado 20 de marzo.
Francisco Correa, tras comparecer ante el juez Ruz el pasado 20 de marzo. EFE

La investigación del 'caso Gürtel' vuelve a cruzar el Atlántico y en esta ocasión no es para buscar la fortuna oculta de Luis Bárcenas. El titular del Juzgado Central de Instrucción número 5, Pablo Ruz, ha comenzado a tirar del 'hilo' de seis cuentas sopechosas repartidas en dos sucursales del Banco Pastor en Galicia por las que llegaron a pasar más de 460 millones de euros. La pista la dio las transferencias que a una de ellas hizo desde Suiza uno de los imputados por la presunta trama de corrupción, el empresario zaragozano Amando Mayo Rebollo, señalado como pregunto 'gestor' de algunos de los constructores la trama de Francisco Correa. Las posteriores investigaciones de la Oficina Nacional de Investigación contra el Fraude (ONIF) de Hacienda han terminado de destapar la existencia de otras cinco, todos ellos a nombre de la empresa uruguaya Belfast Link SA y la argentina Eves SA.

Una compañía registrada en Montevideo y otra en Buenos Aires figuran como titulares de las seis cuentas del Banco Pastor bajo sospecha

Como apoderadoras de ambas mercantiles figuran un ciudadano español, Manuel Roel Perez, y un súbdito argentino, Walter Manuel Hernández. El primero fue presidente de la segunda compañía. considerada una de las agencia de viajes más importante del país sudamericano y dedicada también al cambio de divisas. Dejó el cargo en 2012 cuando fue procesado por la Justicia de Buenos Aires por un delito de estafa. El segundo, que entonces le relevó en el puesto, ocubaba entonces la vicepresdencia. Vozpópuli se puso en contacto el pasado viernes por correo electrónico con la empresa argentina para conocer su versión sobre el funcionamiento de estas cuentas y su presunta relación con la red de corrupción, pero al escribir esta líneas no había respuesta.

La primera noticia sobre dichas cuentas surgió gracias a la comisión rogatoria remitida hace ahora un año por Suiza sobre una cuenta abierta en el Coutts Bank de Zurich a nombre de la empresa Zorak Associated SA. Ésta resultó ser una mercantil 'pantalla' registrada en el paraíso fiscal de Belice por Amando Mayo, un empresario zaragozano relacionado con el propio Francisco Correa y con los constructores Manuel Salinas y Fernando Martín, también imputados en el 'caso Gürtel' por su presunta relación con el mayor pelotazo de la trama de corrupción, la llamada 'Operación Arganda'. Entre los numerosos movimientos que registró esta cuenta en el país helvético aparecían dos que llamaron la atención de los investigadores ya que tenían como destino una cuenta del Banco Pastor en La Coruña.

Noventa años de historia

Eran dos transferencias de 100.000 euros cada una realizadas el 14 de enero y el 2 de junio de 2008. El beneficiario de las mismas resultó ser otra mercantil, la financiera Belfast Link, registrada en Montevideo. El posterior rastreo en busca de otros productos bancarios a nombre de esta compañía y de los que figuraban como "apoderados" de la misma, el español Manuel Roel y el argentino Walter Hernández, destapó la existencia de una red de media docena de depósitos supuestamente relacionados entre si y todos ellos abiertos en oficinas gallegas del mismo banco, o bien a nombre de esta primera sociedad o bien de Eves SA, una empresa desconocida para España pero de renombre en Argentina, donde presume de haber sido la primera agencia de viajes y tener una red de oficinas de cambio de divisas. Fue creada hace 90 años.

El juez Ruz reclama desde hace meses a la entidad financiera información sobre las personas que abrieron los depósitos por los que pasaron fondos de la red Gürtel

En agosto, sólo unos meses después de recibir la documentación remitida por las autoridades de Berna, el juez Ruz solicitó al Banco Popular, que para entonces ya había absorbido al Banco Pastor, información sobre las seis cuentas. De ellas, tres estaban abiertas a nombre de Belfast Link SA en la misma sucursal, la oficina central que la entidad gallega tiene en el número 1 de la calle Cantón Pequeño, de La Coruña. Entre ellas estaba la número 0000146139, que fue la que recibió las dos transferencias del supuesto 'gestor' de la trama Gürtel.

Otra tenía a la empresa turística argentina como titular y estaba domiciliada en una sucursal de Santiago de Compostela, en concreto en la situada en el número 36 de la calle San Pedro de Mezonzo. De las dos últimas, una abierta en la oficina de La Coruña y otra en la de Santiago, la documentación recibida no permitía saber si estaban a nombre de la mercantil uruguaya o de la argentina. De todas ellas, el magistrado reclamaba el extracto de movimientos entre 2006 y 2010, así como la identidad de sus titulares y, sobre todo, la de las personas que realizaron la apertura de las mismas o que constaban con autorizadas para mover sus fondos.

Desconocidos para el fisco español

Desde entonces, y tras varios requerimientos judiciales, el Banco Popular presentó sendos escritos en noviembre y diciembre pasado que, según la ONIF, no aportaban todos los datos reclamados. Entre otros, faltaba el nombre de los que las abrieron y quiénes eran las personas físicas o jurídicas "destinatarias u origen de los fondos". Una sola de estas cuentas, la número 0000600648, presentaba movimientos de más de 460 millones euros. En cuatro de las seis, además, se registraron "abonos superiores a 3 millones de euros", según destacaba la ONIF en su último informe sobre la mismas, fechado el pasado 13 de marzo. En este informe del órgano dependiente de la Agencia Tributaria también se destacaba que aún no se había podido identificar a las dos personas que figuraban como respresentantes de las dos compañías, Manuel Roel y Walter Hernández, de los que apuntaba que sólo se conocía su nacionalidad y que, como las mercantiles bajo sospecha a las que representaban, no figuraban en la base de datos de contribuyentes del fisco de nuestro país.

La Agencia Tributaria sospecha que las seis cuentas gallegas han podido servir para encubrir "delitos fiscales o de blanqueo" 

Un vistazo al registro mercantil argentino despeja esta último enigma: Eves SA (acrónimo de Entidad de Viajes Educativos y Sociales) en una de las empresas turísticas más conocidas en Argentina, donde fue fundada en 1924, y en cuyo órgano de dirección figuran o han figurado los dos 'enigmáticos' apoderados de las cuentas bajo sospecha. Manuel Roel es español y ocupó la presidencia de la compañía hasta noviembre de 2012, cuando fue cesado de su puesto tras verse procesado por la justicia del país sudamericano por una presunta estafa millonaria que captó fondos de particulares con la promesa de inversiones en el extranjero con altos rendimientos. Según se publicó entonces en la prensa argentina, Roel suspuestamente utilizó la empresa que dirigía para enviar dinero al exterior. Su puesto en la compañía lo ocupó entonces el otro señalado por el informe de la ONIF, el argentino Walter Hernández, quien hasta entonces había sido vicepresidente de la compañía. En dicho puesto sigue hasta hoy. 

Las sospechas es que dichas cuentes sirvieron supuestamente para evadir millones de euros al país sudamericano y que, de hecho, el dinero remitido por el empresario zaragozano desde su depósito en Suiza al abierto en La Coruña tenía, precisamente, ese fin. Siempre según las primeras pesquisas, dichas cantidades eran recuperadas en efectivo y en dólares en las oficinas de la agencia de viajes y cambio de divisas ahora bajo sospecha. De hecho, el último informe de la Agencia Tributaria ya resaltaba que "la utilización de estas cuentas podría incluso encubrir la existencia de delitos fiscales o de blanqueo". No era la primera vez que el fisco español alertaba sobre ambas compañías en el sumario. En un informe del pasado 18 de julio ya señalaba que ambas eran supuestamente utilizadas por ciudadanos españoles, empresas, ONG e, incluso, organismos públicos para enviar dinero a Argentina saltándose la obligatoriedad de conversión al peso argentino. Y, con ellos, también la Gürtel.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba