Nacional

Colau y Mas se enzarzan por la deuda de la Generalitat con Barcelona: si no se paga se compromete la Fórmula 1

La futura alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ya le ha marcado la primera exigencia al presidente catalán Artur Mas: que pague los más de 300 millones de euros que le adeuda al ayuntamiento de la capital. Si no lo hace, peligrará la ayuda municipal a la Fórmula 1 y a otros grandes eventos. 

El hasta ahora presidente de la Generalitat, Artur Mas.
El hasta ahora presidente de la Generalitat, Artur Mas. EFE

La futura alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ya ha empezado a “enfrentarse” políticamente a CiU. Esta vez, a propósito de la deuda de la Generalitat contraída en los últimos dos ejercicios con el Ayuntamiento de Barcelona. En la actual legislatura de Xavier Trias (CiU) -que se acabará con el nombramiento de Colau como alcaldesa el próximo 13 de junio- el actual alcalde en funciones nacionalista no ha logrado convencer a Artur Mas para que abone los casi 350 millones de euros que la Generalitat adeuda a la primera ciudad de Cataluña. 

Sin embargo, Ada Colau al frente de su candidatura de izquierdas en la que se incluye la monja Teresa Forcades, plataformas independentistas, comunistas y la marca barcelonesa de Podemos están dispuestos a que Artur Mas pague esa deuda a todos los barceloneses.

Colau y su equipo sostienen que el ayuntamiento tiene otras prioridades, como pagar la deuda con los barceloneses

“Creemos lógico que Barcelona y su ayuntamiento tenga prioridades y una de estas prioridades es que la Generalitat pague la deuda con los barceloneses en lugar de subvencionar otros eventos como la Fórmula1”, aseguran a Vozpópuli desde Barcelona en Comú, que lidera Ada Colau. 

Dice además que, entre otras cosas, quiere cobrar la deuda de la Generalitat con el Ayuntamiento de Barcelona para poder destinar esos recursos a garantizar, por ejemplo, las becas comedor en las escuelas públicas de la ciudad.

Colau quiere gobernar en minoría y con independentistas

Además de esta exigencia a Mas, Ada Colau ha proseguido los contactos con otros partidos para explorar posibles acuerdos municipales. Colau, que está dispuesta a gobernar en minoría con los once concejales que ha obtenido Barcelona en Comú o con pactos con las fuerzas de izquierda del consistorio (PSC) y también con los independentistas de ERC y los antisistema también independentistas de la CUP, se ha reafirmado además en su intención de "gobernar desde el diálogo a partir de objetivos".

Mas amenaza a Colau con no abonar la deuda con Barcelona

A pesar de esta exigencia de Colau, el presidente catalán no está dispuesto a dar tan fácilmente su brazo a torcer a la hora de pagar la deuda. De hecho, ante los problemas “anunciados” dela Generalita tcon su tesorería –acumula una deuda que supera los 65.000 millones de euros bajo la gestión de CiU y se escuda en reprochar al Gobierno de Mariano Rajoy que no le transfieren 2.400 millones de euros de ingresos “retrasados” del Estado-, el propio Artur Mas ha amenazado a Colau con no abonar la deuda a Barcelona.

“Según cómo lo planteen –en referencia a la plataforma Barcelona en Comú­– les diré si es más importante pagar la deuda o pagar a las farmacias”, ha dicho el presidente catalán. Pero este no es el primer rifirrafe político entre Ada Colau y CiU, con quien ha dicho que junto con el PP “son los dos partidos con los que no me sentaré a negociar”. Colau ha acusado al alcalde en funciones de Barcelona, Xavier Trias, de estar firmando este lunes mismo "contratos de última hora que comprometen el presupuesto del futuro de esta ciudad".

El dirigente de CDC, Lluís Corominas, ha lamentado la "bajeza" de Colau con las acusaciones sobre los contratos

Por su parte, el secretario general adjunto de CiU y dirigente de CDC, Lluís Corominas, ha lamentado la "bajeza" de Colau con las acusaciones sobre los contratos y ha reprochado el "tono" empleado con el hasta ahora alcalde, Trias. Corominas ha lamentado estas críticas y ha dicho que es "sorprendente" que Colau siga con el "tono de campaña" cuando ya se la ha felicitado desde CiU por ser la lista más votada. "Si tiene que estar cuatro años reprochando cosas se va a resentir el país y la ciudad", ha afirmado Corominas.

Colau sostiene que no está en contra del Mobile World Congress

"Barcelona en Comú no está en contra del Mobile World Congress", ha afirmado Colau: "Lo que queremos es que el Mobile genere economía para todo el año y no para una semana". Otra materia sensible por la que ha sido preguntada, es el futuro de la gestión de la Guardia Urbana: "La mayoría de los agentes se dejan la piel y agradecemos su labor" después de que en campaña electoral haya mostrado su voluntad de reducir los efectivos antidisturbios de la policía local de Barcelona.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba